Sexo

“La mayoría de gente que entra a videochats está medio loca”

Publicidad

Laura Henao, estudia Diseño multimedial, y aunque a simple vista podría parecer una alumna más, la diferencia entre Laura y sus compañeras de clase, quizá radica en que ella  ha financiado los costos que le acarrea su vida universitaria con el salario que recibe por trabajar en un video chat erótico. Confidencial Colombia no sólo habló con esta joven paisa sobre los retos y el tabú que rodea su empleo, sino que abordó el tema desde la perspectiva económica y sexual.

Para el año 2013, el salario mínimo quedó en $589.500 pesos, una cantidad realmente baja si se tiene en cuenta los gastos de alimentación, vivienda y estudio, en los que debe incurrir un colombiano promedio. En el caso de los jóvenes, además de los bajos salarios, la falta de experiencia laboral y los extenuantes horarios, no sólo dificultan el acceso al empleo digno, sino que representan una reducción significativa de las posibilidades de acceder a la educación superior.

 

Quizá por ello, cuando un anuncio laboral en el periódico o en la red, ofrece un salario mensual que oscila entre $1.500.000 y $2.000.000, además de un horario flexible y para el cual no se necesita experiencia, no es de extrañarse que muchos no lo piensen dos veces y asistan a la convocatoria. Pero, ¿de qué se trata? Aunque las cifras parezcan exageradas y las comodidades laborales hagan pensar a más de uno que se trata de un timo, gracias a la creciente industria del sexo por internet y los Video Chats Eróticos, esta es una realidad.

 

No en vano, Laura Henao, lleva más de dos años trabajando como modelo web cam, en una empresa dedicada al entretenimiento sexual para adultos en vivo, aunque afirma que: “No quiero tener esto para el resto de mi vida, por eso estudio, pero es más que todo una ayuda mientras termino mi carrera”.

 

No obstante, Camilo cárdenas, asesor de World Chat Erotic, empresa referente en el manejo adecuado de video chat, que además ofrece servicio de asesoría para quienes quieran ingresar al negocio, dice que muchas veces los salarios generados por una modelo Web Cam, pueden superar a los de un profesional.

 

En cifras, una sola de estas páginas cobra al visitante el minuto de show con una modelo a 1.99 dólares (este solo es el valor básico que puede variar hasta 5.99 dólares el minuto) de los cuales paga entre el 30% y el 40% al estudio o a la modelo (si ella trabaja de forma independiente). Si una sola modelo trabaja 8 horas diarias quiere decir que tiene disponibles en su turno 480 minutos.

 

120 minutos diarios, solo 2 horas diarias haría un total de 238,8 dólares de los cuales el estudio obtiene el 30%, es decir 71.64 dólares con una sola modelo. Si la modelo trabaja 25 días al mes tendría un total de 1791 dólares mensuales por modelo. Generalmente los estudios pagan el 50% a sus modelos con lo cual tanto al estudio como a la modelo le corresponden 895.50 dólares. Muchos estudios trabajan las 24 horas y tienen entre 6 y 24 modelos. El resultado es un ingreso bastante alto tanto para las modelos como para los dueños de los estudios. 

 

Esta es una realidad de la que da fe Laura Henao, “hay muchas páginas que exageran, pero sí se gana muy buen dinero mientras uno se conecte en las horas que son y se dedique de lleno al trabajo” explica. Ella, por ejemplo, trabaja entre seis y ocho horas diarias.

 

Además resalta las cosas positivas que tiene trabajar en un Video Chat. “Uno siempre se pregunta: ¿por qué no aprovechar la belleza que uno tiene? Además no hay una persona que lo esté tocando a uno, es algo más fantasioso, que se apaga el computador y murió todo”, afirma Henao

 

Este es un punto de vista que comparte con su madre, (la única persona que sabe sobre su trabajo), “ella no le encontró tanto tabú, tanto misterio al trabajo, porque vulgarmente hablando uno puede preguntarse con cuántos hombres sale uno y charla con ellos, y no le devuelven a uno ni el pasaje para irse para la casa, entonces mi mamá me decía: ‘si son personas que ni te están tocando y cuando apagas el computador ya no saben de tu vida, ¿por qué no aprovechar la oportunidad?’”, añade.

 

 

Asimismo, cuando se le preguntan sobre los retos de su empleo, Laura dice que no son muchos, “es algo muy básico. Es saber más que todo lidiar con el idioma, en especial con el inglés, es algo muy simple” y confiesa que contrario a lo que se piensa, no es habitual que a estas páginas ingrese gente con fetiches sexuales aberrantes y bizarros, “hay gente que te dice que te orines en una biblia o que si te puedes penetrar con un Cristo, también hay gente que pide cosas extremadamente extrañas, como que cojas un litro de crema para manos y te eches toda la crema de la cabeza a los pies, hay cosas muy raras, pero es muy esporádico […] la gente pide lo común, así como también hay personas que entran a la página con el fin de conversar”.

 

 

Tal vez por ello, Laura tiene la sensación que “la mayoría de gente que entra a esas páginas está medio loca. A mí me parece que mucha gente está allí porque son solitarias y no son capaces de hacer una relación “normal” que sería conocer gente real”.

Publicidad

 

 

Y aunque sus palabras puedan parecer un poco duras, la médica sexóloga, Nereida Lacera, coincide en que “las personas que acuden al sexo virtual, por lo general pueden ser personas tímidas con poca capacidad de establecer relaciones interpersonales y relaciones de pareja, ya sea porque son muy jóvenes, porque no se sienten preparados, óporque no saben cómo iniciar el encuentro con una pareja. No necesariamente son personas enfermas, sino que tienen poca capacidad de establecer relaciones reales y acaban frente a un computador, a una cámara, donde es más fácil acceder a conocer gente y a tener este tipo de contactos sexuales”.

 

 

Del mismo modo, Lacera añade que el sexo por internet, al igual que toda conducta sexual “puede volverse adictiva, si no se manejan limites. En el sexo virtual está el riesgo en los niños y en los adolescentes que no tienen cierto grado de madurez cognitiva para entender y manejar los contenidos sexuales explícitos que ven a través de este medio. Pero ya en los adultos es muy difícil que un adulto que empieza a experimentar con el sexo virtual entre en la adicción”.

 

No obstante, la modelo Web Cam Laura Henao, afirma que es muy común “encontrar gente que puede ingresar a la pagina a verte diariamente y gastar cifras altas, hay gente que puede gastar entre 50 hasta 200 dólares diarios”.

 

Estas personas son adultas, ya que según Camilo Cárdenas, las ventajas que tienen los video chat eróticos, sobre los otros sitios de internet que ofrecen entretenimiento gratuito para adultos, “es que verifica que la persona que se conecta es mayor de edad. Porque el negocio no es ilegal, el negocio no está reglamentado aquí en Colombia  que es algo muy distinto, pero ilegal no es. No obstante, las páginas deben tener como tal un filtro para verificar que la persona que aparezca en la cámara sea mayor  de edad, porque si no es un delito tener un video chat erótico, la pornografía infantil SÍ es un delito transnacional.

 

Respecto a los clientes habituales, Cárdenas ratifica la declaración brindada por Laura, “no todo  el mundo busca sexo, por ahí se hacen negocios, hay personas que vienen de otros países para conocer las chicas, muchas veces se casan, se enamoran, se cuentan problemas, se viven fantasías… así como también muchas veces, hay casos de hombres que son unos completos ejecutivos, que le dicen a la chica que se conecten en la noche, y en la noche son amarrados, se ponen mascaras y se están penetrando por el ano con un bate”.

 

Por ello, hace hincapié en que no todas las personas son aptas para el negocio, ya que es necesario desligarse de ciertos tabúes que se tiene respecto al sexo. También, en el caso de las mujeres, “lo que se busca como tal es un poco más de belleza, algo más estilizado como tal. Hoy en día, poner una persona robusta no te va a dar el mismo dinero que si pones a una persona delgada y lógicamente el factor belleza influye muchísimo en este negocio. Igualmente uno entra a estas páginas y encuentra de todo, pero entre ese de todo que hay de personas no todo mundo hace dinero o esa no es la percepción de dinero que cree la persona que deba de hacer este negocio”, explica Cárdenas.

 

Pero el factor belleza no solo es decisivo en las modelos, los hombres también pasan por este tipo de filtros físicos cuando desean ingresar al negocio. De hecho, aunque parezca extraño, en proporción, hay más hombres interesados en ingresar a la industria del entretenimiento para adultos, que mujeres.

 

“Realmente la cantidad de hombres interesados en trabajar como modelo web cam tiende a ser un poco mayor, porque el hombre suele ser más arriesgado y porque la sola idea de que le paguen por masturbarse le atrae mucho. Pero no todo hombre sirve para eso, ya que la mayoría de clientes para publico hombre son personas homosexuales, – pues las mujeres no pagan por ver un pene por internet-, lo que buscan los clientes en este caso es un hombre bonito, un hombre agradable, un hombre de buen cuerpo, si eso no se conjuga en la persona que va a trabajar de nada sirve. Un hombre que sea gordo, o extremadamente delgado no va a servir para este negocio porque realmente la percepción de un hombre a otro hombre es ver a alguien serio, a alguien varonil, y ver a alguien con un buen cuerpo y que tenga un pene grande para que en un show de masturbación excite al otro” explica Camilo Cárdenas.

 

No obstante, la médica sexóloga, Nereida Lacera, deslegitima la idea que las mujeres no pagan por sexo y pone como ejemplo a los gigilós, quienes están dedicados a satisfacer sexualmente al personal femenino. Según ella, el problema es más de percepción: “los hombres buscan este tipo de experiencias sexuales, quizá por razones culturales, porque los hombres desde muy jóvenes ven y sienten la respuesta sexual de sus genitales, ellos sienten una erección, ellos tiene poluciones nocturnas, para las adolescentes es más escondido todo, ellas se excitan, ellas sienten deseo, pero no hay nada visible en su órganos genitales, entonces esa es una de las razones por las que los hombres desde muy temprano visibilizan sus  deseos sexuales, pero esto unido a razones culturales, que los hombres les es inducido desde temprano que ellos deben, buscar, seducir, probar, nuevas conductas sexuales y eso los va enseñando, condicionando a esa búsqueda de contenido sexual. Es un tema que viene en discusión, yo soy de la escuela que hay más razones de cuenta biológica y culturales” Explica Lacera.

 

De hecho, Laura Henao, afirma que en sus años de experiencia, le “han llegado dos mujeres y una de ellas acompañada de su pareja, (ya que uno también tiene la posibilidad de verlos)”.

 

Pero las parejas no sólo se presentan al otro lado de la pantalla, del lado de los video chats, los dúos, aunque más difíciles de conseguir, “son el nicho más rentable que hay. Porque es sexo en vivo , porque yo soy el productor , yo soy el que digo como lo hacen, como se colocan en qué posición, y realmente una pareja  genera muy buen dinero, más dinero de lo que podría hacer un ingeniero que estudio 5 años en una universidad, te lo puedo asegurar” sentencia Cárdenas.

Previous ArticleNext Article