Política

'Cruz de Boyacá' para los medallistas olímpicos

Publicidad

El Presidente de la República, Juan Manuel Santos, le concedió la honorifica ‘Cruz de Boyacá’ a los deportistas y entrenadores que regresaron de los Juegos olímpicos Londres 2012. Imágenes de la condecoración.

Con las preciadas medallas  y diplomas olímpicos que recibió en Londres el Comité Olímpico Colombiano (COC), el Presidente de la República le concedió carro y beca a los 8 medallistas olímpicos, que fueron condecorados hoy en la Casa de Nariño.

 

Está es la “misma cruz que recibieron Bolívar y sus tropas”, fueron las palabras que dijo el Presidente Santos a los deportistas que otorgaron diplomas y preseas olímpicas, al equipo Colombiano que participó en Londres 2012, reconociéndolos como los ‘héroes de la nación’.

 

En una caravana que arrancó en la mañana de hoy desde la sede del Comité Olímpico Colombiano (Avenida 68 N° 5565), y terminó en la Plaza de Armas de la Casa de Nariño, los 8 medallistas olímpicos, acompañados de algunos de los 104 atletas y del grupo de entrenadores y preparadores físicos que representaron a Colombia, Bogotá pudo ver de cerca a los ‘héroes de la patria’.

 

En el honorifico acto el Presidente de la República resaltó las hazañas que realizaron los atletas, y uno a uno comparó la proeza con un tema de la realidad colombiana y de como los colombianos podríamos homologar lo conseguido por los deportistas para sacar el país adelante.

 

“Si todos los colombianos tuviéramos la confianza de Mariana, nuestro futuro sería mejor”, dijo el Alto Mandatario, cuando se remitió a lo conseguido por la segunda medalla de oro de Colombia, la bicicrossista Mariana Pajón.

 

Al hablar de ella y recordando a las también medallistas de Londres y las halterista Mabel Mosquera y María Isabel Urrutia,  el Presidente resaltó el papel de la mujer en la sociedad y aseguró que ellas “hacen un homenaje a la mujer por dejar en alto el nombre de las mujeres en Colombia”.

 

El Mandatario también aseguró que por el logro conseguido por Mariana Pajón, se iba a encargar de construir “la mejor pista de bicicross de América Latina, y que no se preocupará por el nombre, que él ya lo tenía, y sería, Mariana Pajón Londoño”.

 

También se dirigió a los medallistas y ciclistas Rigoberto Urán y Óscar Oquendo. En Urán resaltó que “a punta de pedalazos y venta de lotería” le ha dado tantos logros deportivos a Colombia.

Publicidad

 

Y en Oquendo resaltó la “perseverancia que tienen que tener los colombianos” comparando el hecho con lo sucedido en Londres, cuando Oquendo se cayó dos veces en las preliminares pero a pesar de eso se levantó y trajo una medalla olímpica a Colombia.

 

Cuando llegó el turno para Caterine Ibargüen, el Presidente Santos comparó sus tres saltos, que dieron la medalla de plata en la modalidad de Salto triple, con los tres saltos que debería realizar Colombia para salir adelante.

 

“El primero sería de el de aumentar el empleo, el segundo, incrementar la seguridad y el tercero, reducir la pobreza y la desigualad “, y teniendo esto, “no hay distancia que no podamos saltar”, dijo el Presidente.

 

Por otro lado Juan Manuel Santos también reconoció la importante labor  que hicieron los preparadores físicos y los entrenadores que cuidaron los atletas en Londres.

 

“La mitad del triunfo es de ellos” fueron algunas de las palabras que el Presidente nombró a los entrenadores que también recibieron la ‘Cruz de Boyacá’.

 

Luego de terminar su discurso el Jefe de Estado, el halterista Óscar Figueroa tomó el micrófono y pidió un favor al Mandatario. “Somos una familia deportiva y no somos simples deportistas” le pedimos por favor “Reglamentar la ley 181 del 95” ya que aseguró “es una ley de 17 años que no se apropia de las necesidades actuales del deporte”, fue el deseo que le pidió el pesista al Presidente.

 

Al terminar la maratónica jornada que empezó a las 9 de la mañana, el Jefe de Estado a través de la marca de carros KIA, le regaló un carro último modelo a los 8 atletas que recibieron medalla, además de una beca completa para estudiar en la Universidad Nueva Granada cualquier carrera de pregrado o postgrado que “quiera estudiar cada uno desde el próximo año”.

Con las palabras, “¡Gracias, atletas colombianos, por reafirmarnos la fe en nosotros mismos!, concluyó su discurso el Primer Mandatario. 

Publicidad
Previous ArticleNext Article