La reacción del Gobierno y de los médicos ante el COVID-19

Por: Juan David Escobar Cubides


Juan-David-Escobar
@JuanDaEscobarC

Nuestros profesionales de la salud se están enfrentando a una nueva enfermedad- que además era desconocida por ellos mismos- la cual en principio fue declarada epidemia, pero actualmente se posiciona como una alarmante pandemia: ese es el Covid-19. Así lo ha expresado la Organización Mundial de la Salud (OMS). En Colombia, hasta el día de hoy, hay 196 casos confirmados de Covid-19 en diferentes ciudades y departamentos. En Antioquia hay confirmados 22 casos, en Bogotá hay confirmados 82 casos, en Cundinamarca 7, en el Valle del Cauca 26, en Bolívar 12, en Huila 10, en el Norte de Santander 8, en Risaralda 8, en el Atlántico 5, en el Quindío 3, en Caldas 3, en el Tolima 3, en Santander 2, en el Magdalena 2, en el Cauca 2, y en el Meta 1. A nivel mundial el número de casos es de 242.488, distribuidos en 165 países. Y las muertes registradas ascienden 9.865 personas.

Unas cifras alarmantes aun cuando no comparables con otras pestes que ha padecido la humanidad, pues es cierto que la situación actual reviste una gravedad mayúscula, pero no es menos cierto que, en su momento fueron mucho peores la peste negra de 1348 a 1361, la cual dejó 24 millones de muertos, equivalentes al 25% de la población de Europa y Asia, así como la Tuberculosis que históricamente ha dejado más de 1 millón de muertos. De la misma manera, el Sida, que según la OMS hasta principios del año 1990 había dejado 30 millones de infectados y 12 millones de muertos. No siendo menos grave, pero sí más reciente, la humanidad padeció el tenebroso Ébola de 2014 a 2016, registrando 28.646 casos y 11.323 muertos. O también el H1N1 que les costó la vida a 18.377 personas. Como si fuera poco, diferentes países del mundo soportan aproximadamente 200 epidemias por año.

¿Qué sucedió con el Covid-19? Luego de dialogar con diferentes médicos, entre estos algunos allegados a mí persona, la conclusión es clara: no hubo diligencia y cuidado previo para evitar la propagación del virus en China y Europa, pues la responsabilidad de las grandes potencias radicaba en contener de manera inmediata una epidemia que se convertiría en pandemia, teniendo en cuenta que les sobraba la tecnología necesaria para hacerlo. En vista de lo sucedido, el virus llegó a Latinoamérica y los gobiernos no tuvieron otra opción que tomar medidas preventivas, las cuales, de sumo, van en sintonía con las vicisitudes y necesidades del territorio.

Anuncios

Ahora bien, no obstante la gravedad de la crisis, creemos que las medidas tomadas por el Gobierno de Colombia, reúnen los parámetros de eficiencia, eficacia y efectividad para superar idóneamente la emergencia social. Verbigracia, en Colombia- nuestro país- además de acatar las recomendaciones preventivas de la OMS y de nuestros médicos nacionales, se ha decretado por parte del Ejecutivo Central, una acertada cuarentena de 19 días con la proporcionalidad que amerita la calamidad nacional. Para ello, el Gobierno ha cerrado sus fronteras aéreas para los vuelos internacionales durante 30 días, ha anticipado la devolución del IVA, ha suspendido la actividad de los bares, pero positivamente ha tomado también la determinación de destinar un billón de pesos en créditos para el sector agropecuario, lo cual les garantizará el ingreso a los campesinos de nuestro país- quienes son los más afectados- con el propósito de que puedan llegar a las distintas centrales de abasto para proveer los alimentos que la población demanda.

Dichos préstamos se podrán utilizar para capital de trabajo, inversión y reactivación económica. Asimismo, se confirmó por parte del Presidente que se garantizará un ingreso adicional a más de 2,6 millones de hogares de Familias en Acción y que habrá un giro para aproximadamente 204.000 estudiantes de bajos recursos que hacen parte del programa Jóvenes en Acción. Frente a la devolución del IVA, el mismo se hará a partir del 8 de abril y los beneficiados, que serán la parte más vulnerable de la población, estarán en los programas de Familias en Acción y del Adulto Mayor. Y frente a los bares se clausurarán preventivamente hasta el 15 de abril. Indudablemente, las medidas tomadas son acertadas y asertivas para mitigar los efectos colaterales del Covid-19. ¿Les parece poco?

Luego, consideramos excesivamente acertada la actitud y el liderazgo de nuestros médicos, quienes han tomado la iniciativa, al concientizar a la población sobre la importancia de mantener los parámetros y cuidados de salubridad necesarios para evitar la propagación del virus. La pedagogía, la atención y el compromiso de nuestros médicos han sido monumentales. Adicionalmente, hemos observado con agrado el anuncio de la vicepresidenta Marta Lucía Ramírez, quien confirmó la primera importación de 50,000 tests PCR RT de Covid-19 desde Corea, un producto llamado Allplex de SEEGENE que arroja resultados en 4 horas. Lo que nos demuestra que en Colombia se implementarán las mejores prácticas mundiales para el manejo del Corona virus.
Adenda: La reacción del Gobierno y el compromiso desmedido de nuestros médicos merecen nuestras congratulaciones y, por supuesto, nuestro reconocimiento. No es fácil hacerle frente a una pandemia desconocida para todos. Aunque sabemos que hemos salido de pestes peores, tales como el Ébola, el H1N1, el Dengue, entre otras; tenemos claro que esta no será la excepción. Nuestra responsabilidad social radica en acatar de manera disciplinada las recomendaciones médicas y las medidas adoptadas por el Gobierno Nacional, pero sin entrar en pánico, pues allí está el sentido de la superación: los verdaderos líderes se conocen en la adversidad.