Gobierno y ELN intentan enderezar el camino para llegar a la “paz completa”

El presidente Juan Manuel Santos ordenó este domingo el regreso de Gustavo Bell, jefe de la delegación del Gobierno en la mesa de diálogos de paz con el ELN en Quito, quien tendrá la misión de explorar la viabilidad de un nuevo cese armado con el grupo guerrillero.

 

Anuncios

La instrucción del primer mandatario de los colombianos se da horas después del pronunciamiento de Jean Arnault, jefe de la Misión de verificación de la ONU en Colombia, quien pidió al Gobierno y el ELN redoblar “esfuerzos para la construcción de una solución política pacífica. Alentamos también a que esta búsqueda se acompañe de beneficios tangibles para la población y en particular las comunidades más afectadas por el conflicto”.

El retorno de Bell a Quito se da 11 días después que el mismo presidente Santos le ordenara su regresar a Bogotá, luego que el ELN iniciara una ola de acciones terroristas tras finalizar el cese al fuego bilateral que habían pactado las partes desde el pasado 1 de octubre de 2017.

 

Además, en las últimas horas el ELN también manifestó su “disposición” de reanudar los diálogos de paz con el Gobierno, al expresar su voluntad de “acordar otro cese al fuego” y avanzar en el diseño y desarrollo de la participación de la sociedad en las negociaciones de paz.

Desde el Congreso, el representante a la Cámara Alirio Uribe, quien hace parte de la comisión de paz del legislativo,  saludó la decisión del Gobierno Nacional de reanudar el diálogo con el ELN y expresó que espera que la delegación de este grupo insurgente, también se encuentre a disposición de retomar las conversaciones.

 

“Espero que además de reiniciar el diálogo, el primer punto que retomen sea el del cese bilateral e indefinido del fuego” manifestó Uribe Muñoz.

De acuerdo con cifras de la Fundación Ideas para la Paz, desde que se levantó el cese al fuego bilateral el pasado 9 de enero, el ELN realizó 24 acciones militares, por lo que suma importancia la disposición del Gobierno de buscar un nuevo cese bilateral que conduzca a la reducción del accionar terrorista del grupo guerrillero en el país.