Deportes, Lo + Confidencial

El fútbol tiene un poder transformador: Félix Mora

Félix-Mora-Ortiz
Publicidad

Félix Mora director de la Fundación Fútbol y Paz habla en entrevista con Óscar Sevillano para Confidencial Colombia, de cómo ha sido implementar la idea de tomar el fútbol como herramienta para la paz y la reconciliación a través de la creación de un equipo en esta categoría deportiva, donde convergen jóvenes de diferentes estratos sociales y condiciones de vida.

¿De dónde y cómo surge la iniciativa de tomar el fútbol como elemento de paz y reconciliación?

Félix Mora: Esto surge como iniciativa que busca desarrollar un programa que se llama “Educación, formación y cultura para la paz y la convivencia ciudadana, fútbol y paz”, un proyecto que nace seis años atrás en el contexto de los diálogos de paz de la Habana. De allí surge la idea de formalizar esto como fundación hace cuatro años, donde se empieza a implementar este programa comenzando con Bogotá, pero con el ánimo de llevarlo a otros lugares del país, con mayor pedagogía y la intención de implementar la cátedra para la paz. Hemos hecho seminarios, talleres y conversatorios con este tema. Uno de los objetivos de este programa fue crear un club de fútbol, legalmente constituido y reconocido por la Alcaldía Mayor de Bogotá, el IDRD. Ya tenemos el aval de la FIFA y empezamos a recorrer un camino con estos muchachos, algunos han portado las armas de manera irregular, otros son víctimas del conflicto, y otros que son de estratos 1, 2 y 3 que ven el deporte como una opción de vida y tienen el sueño de triunfar en este medio.

¿Si cree que el fútbol puede funcionar como herramienta para la paz?

Félix Mora: Por supuesto que funciona, el fútbol tiene un poder transformador. No solo porque cambia la vida de los jóvenes, sino además su entorno social, familiar, y tenemos como objetivo la prevención al reclutamiento forzoso, a través del compromiso personal que solo da el deporte.

¿Puede ser esto posible sin que se caiga en excesos y en errores como tomar el amor por un equipo como excusa perfecta para agredirse física y verbalmente?

Félix Mora: El deporte que más genera pasiones es el fútbol, en este deporte encontramos cosas buenas y cosas malas, por eso nos hemos dado a la tarea de trabajar no solo con jóvenes que quieren jugarlo, sino además con integrantes de barras de fútbol, esto con el ánimo de transformar y resignificar la palabra barrismo, para  que no sea tomada como algo negativo, sino todo lo contrario, como un aporte social al entorno que los rodea con elementos claves como la buena convivencia, la tolerancia y el respeto. Teniendo como base estos tres pilares, hemos trabajado iniciativas muy importantes en Ibagué y en Bogotá, ayudando a cambiar la mala percepción que tiene la ciudadanía de estos grupos.

¿En qué ciudades y municipios de Colombia han implementado este programa?

Félix Mora: Iniciamos en Bogotá y estamos también Ibagué, donde hace tres años jugamos un partido histórico, donde por primera vez en la historia se jugó en la cárcel Picaleña con excombatientes de las Farc y excombatientes de las AUC, convirtiéndose esto en una jornada que se repite cada año. Esta ciudad nos ha brindado las herramientas necesarias para llevar a cabo esta iniciativa en los dos objetivos, el barrismo social y la pedagogía para la paz. También nos ha apoyado con la idea de fortalecer el club, permitiéndonos jugar dos partidos en el Estadio Murillo Toro y también algunas actividades deportivas. En Cundinamarca hemos estado en Soacha, municipio que pasó de ser la ciudad víctima del conflicto armado a convertirse en la ciudad de la paz. Fue un hecho importante que el alcalde Eleazar González nos haya brindado las herramientas pertinentes para que hubiésemos podido tener esos espacios de diálogo y formación de deporte. Estuvimos también en San Juan de Rio Seco.

“La paz es un compromiso, una obligación de todo ciudadano, no se puede formar mejores seres humanos, si no se les inculca una filosofía de respeto y tolerancia hacia el otro”.

¿Quién o quiénes financian a la Fundación Fútbol y Paz?

Félix Mora: Nos hemos podido sostener gracias a las alianzas estratégicas que hemos podido consolidar con algunos sectores tanto públicos como privados, algunos de estos nos brindan los elementos para llevar a cabo las actividades, uno de ellos es Gustavo Rincón propietario de FSS. La Alcaldía Mayor de Bogotá, por ejemplo, nos ayuda facilitándonos las canchas.

Publicidad

¿Cuáles son esas empresas privadas que los apoyan?

Félix Mora: FSS es una de ellas. Más que un apoyo, nos ha dado un respaldo importante. Golty también se ha sumado suministrándonos balones, hemos contado también con la ayuda de Transporte Royal, etc.

La paz es un tema político que a pocos jóvenes adolescentes les interesa, ¿Cómo ligar el fútbol con la paz y volverlo un elemento complementario para atraer a este sector poblacional hacia este tema?

Félix Mora: a través del encuentro en espacios no verbales. El fútbol es el elemento perfecto para esto, porque se da un compromiso, en donde hemos inculcado una filosofía y es que más allá de ser un deporte o juego, genera una responsabilidad con la ciudadanía.

¿Es posible mantener el interés en estos jóvenes por el tema de la paz en el mediano y largo plazo, teniendo en cuenta que actualmente este asunto ha pasado a un segundo plano?

Félix Mora: Esta es una gran tarea. La paz es un compromiso, una obligación de todo ciudadano, no se puede formar mejores seres humanos, si no se les inculca una filosofía de respeto y tolerancia hacia el otro. Construir no es una tarea fácil, pero hay que hacerlo.

¿Usted tiene alguna aspiración política?

Félix Mora: Ninguna. Creo que la política es importante y es buena como estructura filosófica para construir una mejor sociedad, pero no me interesa, ni estoy en este proyecto para aspirar a ningún cargo de elección, ni mucho menos para apoyar a nadie.

¿De qué estratos sociales son los jóvenes que integran el equipo de fútbol?

Felix Mora: son jóvenes de estratos 1, 2 y 3, algunos nacidos en la capital, otros que provienen o que son de familias que no son de Bogotá. Hay muchachos que son del Chocó, de los Llanos Orientales, de la Costa Atlántica, etc., que, por una u otra razón, decidieron dejar sus lugares de orígenes para establecerse en esta ciudad.  Lo importante aquí es que el balón no reconoce estrato social y nos reconoce a todos como iguales.

¿Cuáles son las metas que tiene para el año que comienza?

Félix Mora: Estamos invitados para la celebración del Segundo Foro Mundial por la Paz en el mes de junio en la ciudad de Normandía (Francia), a donde iremos a jugar un partido con el equipo de fútbol de allá.  Seguiremos compitiendo en el torneo de Liga de Bogotá, consolidando este trabajo que nos ha llenado de mucha satisfacción.

Previous ArticleNext Article