Diego Cadena seguirá en casa por cárcel

La juez 22 de control de garantías de Bogotá resolvió negativamente la petición de libertad solicitada por la defensa del abogado Diego Cadena, manteniendo la  detención domiciliaria preventiva aduciendo que la defensa de Cadena se ha demorado en constatar la información recopilada en el marco del expediente y esto ha llevado que las audiencias preparatorias de juicio se dilaten.

La juez añadió que debe existir un plazo razonable para privar de la libertad a una persona y que el procesado tiene derecho a un juicio justo sin dilaciones, cuestionando que la defensa no terminó  de revisar el material en el momento indicado y que por la gran cantidad de información, “terminarían solo a final de este año”. Esto fue considerado por la juez como un acto dilatorio atribuido a la defensa de Cadena.

Estimó además que descontando el tiempo que se atribuye a la defensa (119 días) han pasado 140 días tras la acusación y no ha iniciado el juicio “lo cual es inferior a los 240 días que son necesarios para acceder a la libertad por vencimiento de términos”.

“Su particularmente lenta labor de contastación y la exigencia paulatina de copias forenses y evidencia cuyo original sabe que no está en la carpeta del ente acusador (…) han llevado a que, a estas alturas, la audiencia preparatoria se haya prolongado injustificadamente”, dijo la juez.

El abogado Diego Cadena se encuentra en prisión domiciliaria desde el 6 de agosto de 2020, por presuntamente intentar torcer testigos a favor del expresidente Álvaro Uribe, en procesos por paramilitarismo.

La defensa de Cadena señaló hace una semana que solicitó libertad por vencimiento de términos.