Imputan cargos a cinco personas por deforestación en reserva indígena de Guaviare

Por los delitos de daño a los recursos naturales, ilícito aprovechamiento de recursos naturales e invasión de área protegida, la Fiscalía imputó a cinco
hombres capturados en flagrancia, mientras talaban árboles en Caño Moscoso, un área que hace parte del resguardo indígena Nukak Makú, en El Retorno (Guaviare).

Los procesados no aceptaron los cargos formulados y el juez de control de garantías se abstuvo de imponer medida de aseguramiento. Esta decisión fue apelada por el delegado de la Fiscalía, quien argumentó que la deforestación en zonas declaradas como reserva ambiental se ha convertido en una amenaza para la vida de las comunidades indígenas y la conservación de las especies.

Estas cinco personas investigadas fueron capturadas en una operación conjunta de la Policía Nacional y tropas de la Vigésima Segunda Brigada del Ejército Nacional, en la que también se incautaron de guadañadoras y madera.

Anuncios

La Fiscalía continua con las investigaciones para dar con las personas que financiarían la tala indiscriminada de árboles y establecer si el propósito de la deforestación estaría asociado con la siembra de cultivos ilícitos.