Trump se disfraza de Rambo: dice que habría ingresado a escuela atacada, aún sin armas

El presidente de Estados Unidos, Donald Trump, dijo el lunes que él habría tenido el coraje de ingresar aun sin estar armado a una escuela en Florida para tratar de evitar la masacre que ocurrió el 14 de febrero.

“Realmente creo que habría corrido hacia adentro (de la escuela) incluso si no tuviera un arma, y creo que la mayor parte de la gente en esta habitación también lo habría hecho”, dijo Trump en una reunión con la mayoría de los gobernadores del país en la Casa Blanca.

Trump consideró “repugnante” que el agente que estaba destinado a la escuela Marjory Stoneman Douglas, Scot Peterson, no ingresara al edificio mientras ocurría el tiroteo y permaneciera unos cuatro minutos en el exterior del recinto.

Anuncios

El presidente ya criticó duramente el pasado viernes a Peterson, quien renunció el jueves a su cargo, y cuya actuación ha aumentado la presión sobre el jefe policial del Condado Broward, Scott Israel, que ha dicho que no planea dimitir.

El mandatario comparó la destreza necesaria para disparar con la que se necesita para jugar al golf, donde “alguna gente puede hacer un gran putt cada vez, y otra gente ni siquiera puede mover el palo de golf”.

El pasado 14 de febrero, el joven de 19 años Nikolas Cruz ingresó en el colegio armado con un fusil semiautomático AR 15 y desató un tiroteo que dejó a 14 estudiantes y 3 educadores muertos, además de por lo menos 20 personas heridas. Cruz se halla actualmente detenido en una cárcel del Condado Broward sin derecho a fianza, y afronta 17 cargos por homicidio