La izquierda mantiene París y Los Verdes con dos grandes en las municipales de Francia

La abstención ha sido muy alta en gran medida por el temor a contagios por el coronavirus

Este domingo se ha celebrado la segunda vuelta de las elecciones municipales francesas, en la que la izquierda ha logrado conservar París y ha recuperado Marsella después de 25 años. El primer ministro Edouard Philippe ha ganado en El Havre y los ecologistas se han impuesto en Lyon, Estrasburgo, Tours y Besanzón.

La cita electoral ha estado marcada por la alta abstención que según proyecciones podría alcanzar el 60 por ciento. Este domingo se decidían los gobiernos de casi 5.000 ayuntamientos.

En el plano estrictamente político, la primera noticia tras el cierre de las urnas ha sido la reelección del primer ministro Edouard Philippe como candidato del partido La República En Marcha en El Havre, la ciudad situada en la desembocadura del río Sena parisino. Philippe ha logrado un 59 por ciento de los votos, según recoge la televisión francesa BFMTV.

Anuncios

Esta sería una victoria política para el presidente, Emmanuel Macron, que mide sus fuerzas ante la fuerte subida que se prevé para Los Verdes, que esperan tomar el control de varias ciudades importantes en el país.

El contraste es el de la victoria de la socialista y gaditana Anne Hidalgo, reelegida alcaldesa de París tras lograr el apoyo de la gran mayoría de los partidos a su izquierda. Hidalgo se ha impuesto claramente (49,5 por ciento de votos) a su rival conservadora, Rachida Dati (31,7 por ciento) y a la candidata de Macron, Agnès Buzyn (14,4 por ciento).

También habría ganado la izquierda en Marsella con la candidatura de Michèle Rubirola, cara visible respaldada por los ecologistas, socialistas, La Francia Insumisa y el Partido Comunista. Rubirola permitirá a la izquierda volver a gobernar Marsella tras 25 años de ausencia.

Por su parte, Los Verdes han confirmado su control de Grenoble, la ciudad más importante que gobernaban hasta el momento, y se han impuesto también en Lyon, Estrasburgo, Tours y Besanzón.

Por otra parte, el centrista François Bayrou ha sido reelegido como alcalde de Pau, mientras que en Perpiñán, el candidato del partido ultraderechista Unión Nacional, Louis Aliot, se ha impuesto al alcalde saliente, Jean-Marc Pujol, de la fromación conservadora Los Republicanos.

Esta segunda vuelta estaba prevista para el pasado 22 de marzo, aunque finalmente fue retrasada debido a los medidas de restricción impuestas por el coronavirus. Para este domingo, están establecidas ciertas precauciones sanitarias como la obligatoriedad de las mascarillas para votantes y funcionarios.

El Partido Socialista y sus aliados esperan conseguir París, así como arrebatar el poder a los conservadores en Marsella. El partido de Macron podría conseguir gobernar Estrasburgo y puede conseguir alguna otra ciudad debido a sus polémicas alianzas con Los Republicanos.

En la primera vuelta, hasta tres ministros del Gobierno de Macron lograron su elección, en unos comicios marcados por la baja participación debido al coronavirus.

Con información de Europa Press