Internacional, Lo + Confidencial

La caída de Nicolás Maduro se daría en “cuestión de semanas”, según López

Leopoldo-Lopez-Venezuela
Publicidad

El dirigente opositor Leopoldo López aseguró desde la residencia del embajador de España en Caracas, donde está hospedado, que se reunió con generales y comandantes de la Fuerza Armada de Venezuela en las últimas tres semanas y aseguró que pronto habrá “más movimiento del sector militar”.

“Nos estamos preparando con mucha seriedad para la próxima fase que es el gobierno de transición”, dijo López, de 48 años. El dirigente, que pasó los últimos cinco años en prisión o detención domiciliaria, agregó que espera que el cese de la “usurpación”, como denominan los opositores al gobierno del presidente Nicolás Maduro, se produzca en “unas semanas”.

Las reuniones con los oficiales se realizaron en la casa de López, quien dejó su arresto domiciliario el 30 de abril para acompañar al jefe del Parlamento, Juan Guaidó, en un llamado a los militares para que abandonaran a Maduro. López no dio los nombres de los uniformados con los que se reunió, pero dijo que habló con “muchos”. “Claro que va a venir más movimiento del sector militar”, señaló.

España no tiene intención de entregar a López

El ministro de Fomento en funciones y el secretario de Organización del PSOE, José Luis Ábalos, confirmó que el gobierno Español “no tiene ninguna intención” de entregar al líder opositor Leopoldo López a las autoridades venezolanas.

“La intención del Gobierno es que se siga manteniendo allí, por lo que esperamos también que se mantenga la seguridad de las instalaciones de la embajada y no se produzca ninguna intervención sobre la misma”, ha resaltado Ábalos.

En una entrevista a TVE, recogida por Europa Press, Ábalos explicó que el Ejecutivo está “a la espera” de los acontecimientos, para después recalcar que su posición es llegar a una “vía pacífica” para resolver la crisis que sufre el pueblo venezolano y la instauración de un gobierno de transición para Venezuela.

“Lo que está claro es que el pueblo venezolano debe sufrir lo mínimo, por lo que queremos y pedimos que no haya costes en la vida de las personas”, ha insistido el secretario de Organización que defiende que la vía pacífica para hacer unas elecciones “libres” en el país.

Guaidó también llama a la movilización

En tanto, el autoproclamado “presidente encargado” de Venezuela, Juan Guaidó, llamó a la movilización nacional este fin de semana para acabar con la “usurpación” del Gobierno del presidente venezolano, Nicolás Maduro.

Publicidad

“Convoco a todos los sectores del país a realizar pronunciamientos exigiendo el cese de la usurpación, la actuación constitucional de la Fuerza Armada, su participación en la #OperaciónLibertad, organizar y realizar un día de paro o protesta sectorial durante la próxima semana”, indicó a través de su cuenta en la red social Twitter.

Guaidó convocó a las principales unidades militares a movilizarse este sábado “para que se sumen a la Constitución” y el domingo una vigila por los muertos en el marco de las protestas en el país. “Continuar en la calle es la única manera de mantener la atención, presión, acción de la comunidad internacional, impulsar la actuación constitucional de la Fuerza Armada y demostrar a quienes aún sostienen al dictador que no habrá estabilidad mientras siga la usurpación”, añadió.

El presidente de la Asamblea Nacional recalcó que “hemos visto que sí es posible que las fuerzas de seguridad protejan al pueblo”. “Les pido a todos mantener el carácter masivo y pacífico de la protesta y no poner sus vidas en riesgo. Esta lucha la ganaremos logrando que las armas no estén en contra del pueblo”, agregó.

‘Operación Libertad’

Guaidó anunció el martes el inicio de la ‘Operación Libertad’ asegurando que cuenta con el apoyo de “un grupo importante” de militares, incluidos el jefe del Servicio Bolivariano de Inteligencia Nacional (SEBIN), para derrocar a Maduro.

Consiguió movilizar a miles de personas por Caracas y otras ciudades y que más uniformados se sumaran a su causa, pero no logró que el ministro de Defensa y la FANB cambiaran de bando. Según la versión de Estados Unidos, Padrino y otros ‘hombres fuertes’ estaban convencidos pero Rusia y Cuba alertaron a Maduro.

Los cargas de la Guardia Nacional Bolivariana (GNB) contra manifestantes han dejado al menos cuatro muertos, 130 heridos y más de 200 detenidos tanto en la capital como en otros lugares, de acuerdo con varias ONG locales.

Con información de nuestro aliado ElEconomistaAmerica.com

Previous ArticleNext Article