Tiger Woods, operado de ambas piernas tras el aparatoso accidente

Tiger Woods sufrió un aparatoso accidente de tráfico en Los Angeles cuando su coche se salió de la calzada y cayó por un terraplén, dando varias vueltas de campana. Tras el choque, el golfista fue rescatado del vehículo por los bomberos y llevado al Centro Médico Harbor-UCLA, donde ha sido sometido a una “larga” cirugía por sus lesiones en el pie, tobillo, la tibia y el peroné de su pierna derecha, según han informado desde su equipo de comunicación en Twitter.

“Ha sido sometido a una larga cirugía en la parte inferior de la pierna derecha y el tobillo después de ser llevado al hospital”, han explicado. En dicho documento, el director médico y director ejecutivo interino del hospital, Anish Mahajan, ha asegurado que Woods “sufrió importantes lesiones ortopédicas en la extremidad inferior derecha que fueron tratadas durante una cirugía de emergencia por especialistas en traumatología ortopédica”.

Anuncios

Mahajan ha contado que las fracturas abiertas conminutas, cuando el hueso se rompe en dos o más fragmentos, que afectaron tanto a la parte superior como a la inferior de la tibia y los huesos del peroné de Woods “se estabilizaron insertando una varilla en la tibia”.

“Las lesiones adicionales de los huesos del pie y el tobillo se estabilizaron con una combinación de tornillos y pasadores. El trauma en el músculo y los tejidos blandos de la pierna requirieron la liberación quirúrgica de la cubierta del músculo para aliviar la presión debido al hinchazón”, ha detallado Mahajan.

El equipo de Woods ha tranquilizado a sus fans desvelando que el golfista está “despierto, receptivo y recuperándose en su habitación del hospital” de la intervención.

Woods viajaba “a alta velocidad”

En las últimas horas ha tomado la palabra el sheriff del condado de Los Ángeles, Alex Villanueva, quien ha explicado que todo apunta a que Woods viajaba “a alta velocidad” por una pendiente empinada y cuesta abajo, aunque el suceso aún está siendo investigado.

“Iba a una velocidad relativamente mayor a lo normal. Debido a que es cuesta abajo, se inclina y también hace curvas, esa área tiene una alta frecuencia de accidentes. No es infrecuente”, ha señalado Villanueva.