Lionel Messi no estuvo enchufado, Argentina cedió terreno con Islandia

Después de la estrepitosa actuación de Cristiano Ronaldo ante España, el mundo estaba expectante a lo que pudiera hacer este sábado Lionel Messi con Argentina, que tenía su desafío ante Islandia.

La tendencia del partido estaba clara desde el comienzo, Argentina atacando en tres cuartos de cancha e Islandia defendiendo metida en su terreno, con todos sus hombres detrás de la línea del balón.

Todo estaba muy difícil para la ‘albiceleste’, pero el encargado de romper el cerrojo fue Sergio “Kun” Agûero, quien el minuto 19 capturó un remate y la mandó al fondo.

La alegría duró poco para Argentina, cuatro minutos después Alfreð Finnbogason empató las acciones en un contraataque. Lionel Messi estuvo bien custodiado y fue poco lo que pudo hacer en el primer tiempo.

En la segunda mitad Islandia se metió todavía más y al minuto 64 el juez pitó un penal a favor de Argentina. El elegido para convertirlo en gol fue Messi, quien quería vestirse de superhéroe. No obstante, el que se puso el traje de villano para los argentinos fue el arquero Hannes Þór Halldórsson  atajando el disparo.

Al final los europeos pudieron contener los intentos de Messi y su tropa ofensiva. Ahora los dirigidos por Jorge Sampaoli están en problemas porque los rivales que se le vienen (Nigeria y Croacia) no serán un hueso fácil de roer.

El partido se jugó en Moscú en el estadio Otkrytie Arena. El juez central del compromiso fue el polaco Szymon Marciniak, que tuvo que sortear varios desafíos, el penal que pitó no fue claro e ignoró otro penal sobre Cristian Pavón, además de una mano penal para ambas selecciones.