Bogotá

Petro ataca a Peñalosa por el "insuficiente" presupuesto de 2017

Publicidad

Esta semana el Distrito presentó ante el Concejo de la ciudad el proyecto de presupuesto para el año 2017 por valor total de 18,7 billones. Según la administración Peñalosa, Educación, Salud y Movilidad tendrán las mayores asignaciones. Para la fase 1 del Metro se destinará 1 billón de pesos. 

Según la administración Peñalosa, de ese total, $15 billones (82%) serán destinados a inversión directa e indirecta, y el porcentaje restante a gastos de funcionamiento y servicio de la deuda, entre otros.

 

“Para inversión directa se destinarán 10 billones de pesos y para indirecta 5 billones, representados básicamente en transferencias a empresas y a fondos de desarrollo local; subsidios para el adulto mayor; Sisben, y mínimo vital, entre otros”, explicó Andrés Ortiz, secretario de Planeación del Distrito.

 

El Distrito contempla que para el sector educación se tiene prevista la construcción de 30 colegios, la remodelación de otros 30 y la atención a las necesidades del sector, con $3,3 billones.

 

Para salud, se destinarán $2,2 billones, principalmente para obras de infraestructura en clínicas y hospitales y para la adecuación de nuevos centros de atención prioritaria.

 

Aunque todo parece color de rosa para el presupuesto de la ciudad el próximo año. El ex alcalde de Bogotá, Gustavo Petro publicó un documento donde pone en duda el “aumento” que tendría el presupuesto en 2017.

Publicidad

 

“El presupuesto del 2015 fue de 17,3 billones comparado con el que se acaba de presentar por 18,7 billones. A pesar de este incremento nominal no descubren, indexando con las tasas de inflación esperada del Banco de la República, que el presupuesto del 2017 es menor: solo conservando el valor del peso del 2015, el presupuesto para ser igual al de ese año debería ser de 19,3 billones de pesos”, manifestó Petro.

 

Con relación al Metro, el secretario de Planeación, Andrés Ortiz, manifiesta que se destinarán 1,078 billones dirigidos a la fase 1, que incluye la estructuración financiera del proyecto y sus troncales alimentadoras. Y para integración social se contemplan 1,1 billones de pesos (11%).

 

En ese sentido, el ex alcalde Petro indica que esa partida del metro se llama, fase uno”, y no leyeron del comunicado oficial que la fase uno, “consta exclusivamente de troncales de buses de Transmilenio, llamadas ahora alimentadoras, y que ya estaban diseñadas y financiadas en la Bogotá Humana”, afirma.

 

El Concejo de la ciudad tiene ahora la responsabilidad de discutir a fondo las cifras presentadas por la administración distrital para fijar el rumbo de la ciudad el próximo año. Aunque es muy probable que el Concejo le apruebe el presupuesto a Peñalosa, teniendo en cuenta que las mayorías de esa corporación le han votado todo al mandatario, de no haber consenso, el alcalde podrá aprobar por decreto el presupuesto.

 

Previous ArticleNext Article