La economía en la localidad de Puente de Aranda comienza su etapa de reactivación

La localidad de Puente Aranda, es uno de los lugares de la ciudad donde más se ha generado empleo por su condición industrial y de comercio. Ahora, gracias a la reapertura de los diferentes sectores de la economía en Bogotá, comienza a reactivarse lentamente, tras el cierre obligado por la pandemia del Covid19.

“En la localidad hay empresarios que ven con confianza y optimismo la reactivación económica y en ese propósito los estamos acompañando”, dijo el alcalde local Eduar Martínez.

El 5% del tejido empresarial de Bogotá se concentra en este sector de la ciudad, y en ella, predomina el comercio, los servicios empresariales y desde luego la actividad industrial. El 93% del universo empresarial de la localidad, lo conforma la microempresa, que a pesar de la coyuntura económica que vive el país, se mantienen de pie promoviendo nuevas alternativas para satisfacer la demanda de los consumidores.

Anuncios

El diagnóstico revela que existen 15.934 establecimientos de comercio, así: industria (10.275 locales), servicios (14.887 locales) y otras actividades (3.294 locales a febrero del 2020). El total de Mipymes registradas en Puente Aranda son cerca de 44.390. El 93% son micro con más de 41.000 locales.

Entre establecimientos de comercio, más de 13.822 locales conservan activa la matrícula mercantil. En la industria, 5.584 han hecho lo propio, mientras que 10.000 microempresarios continúan desarrollando sus actividades.

Por ejemplo, 4.719 establecimientos de comercio al por menor no especializados con surtido compuesto por productos como víveres en general, bebidas y tabacos, mantienen hoy sus puertas abiertas. Un número casi igual ofrece al por menor prendas de vestir y sus accesorios.

El trabajo informal en la localidad está situado en lugares muy definidos como San Andresito de la 38, Galán y La Alquería y otros 12 sectores.

El alcalde local Eduar Martínez, junto con el sector empresarial de la localidad, viene desarrollando estrategias que le permita a este renglón de la economía bogotana reactivarse mediante la exploración de nuevos canales de comercialización.