La apuesta de la alcaldesa de Bogotá por las víctimas, la paz y la reconciliación

Claudia-Lopez-victimas-Bogota

Este martes la alcaldesa mayor de Bogotá, Claudia López, posesionó a Vladimir Rodríguez, como alto consejero para los derechos de las víctimas, paz y la reconciliación; y José Antequera como director del Centro de Memoria, Paz y Reconciliación; dos instituciones que jugarán un papel clave en el propósito de la mandataria de convertir a la capital en epicentro de de paz y reconciliación.

Durante el modesto acto que tuvo lugar en el Claustro San Agustín donde se exhibe la obra fotográfica “El Testigo” de Jesús Abad Colorado y que retrata los horrores del conflicto armado en Colombia, López pronunció un emotivo discurso donde señaló que, Bogotá es epicentro de paz y reconciliación, pues se ha convertido en un punto seguro para el encuentro de víctimas, excombatientes, organizaciones sociales y ONG. Ahora, el reto es consolidar este logro con la creación de políticas y el fortalecimiento de la atención integral a las víctimas del conflicto que habitan la ciudad.

“Quiero invitar a toda Colombia a un propósito: la paz siempre adelante ni un paso atrás, ese debe ser nuestro propósito como nación y es al que invitamos a construir hoy, desde Bogotá. El tema de paz y reconciliación tiene un marco normativo y es nuestra obligación, y mandato darle voz y visibilidad a la pluralidad, a la memoria de las víctimas de las diferentes formas de violencia”, señaló la alcaldesa.

Anuncios

Asimismo, la mandataria rindió un homenaje a las víctimas del conflicto armado.

“Es un momento que me conmueve profundamente por los que no están, por las tantas vidas que hemos sacrificado inútilmente en acabar la guerra, en recuperar la democracia; en propósitos tan elementales como una sociedad en paz, equitativa y con memoria”, manifestó

El nuevo alto consejero para los derechos de las víctimas, la paz y la reconciliación, Vladimir Rodríguez es politólogo e investigador y se ha desempeñado como asesor en el Congreso de la República y Consultor en temas de reparación a víctimas del conflicto y diálogo social.

Entretanto, José Antequera, nuevo director del Centro de Memoria, Paz y Reconciliación es abogado de profesión, es hijo de José Antequera, miembro de la Unión Patriótica asesinado en 1989 en Bogotá.