Actualidad, Lo + Confidencial

Un venezolano muere cada día en Colombia por razones violentas

Con información de Reuters publicado por nuestro aliado ElEconomistaAmerica.com
Pistola-Armas
Publicidad

Un venezolano murió a diario violentamente en Colombia en los primeros siete meses de 2019, una tendencia que tiende a subir a medida que se incrementa la inmigración desde la vecina nación petrolera, reveló el domingo un informe del Instituto de Medicina Legal y Ciencias Forenses.

Según el estudio, entre enero y julio de este año, 233 venezolanos murieron en forma violenta en Colombia, la mayoría por ataques con arma de fuego o cortopunzantes en ciudades de la frontera binacional de 2.219 kilómetros. Anualmente se registran en Colombia alrededor de 25.000 muertes violentas.

Aunque el informe contabilizó la muerte de 513 venezolanos entre 2009 y 2018, llama la atención el incremento de los homicidios de ciudadanos procedentes de la nación vecina en los últimos cuatro años.

Mientras que en 2015 se reportaron 25 muertes violentas de venezolanos, en 2016 se registraron 30, en 2017 se contabilizaron 93 y el año pasado 273.

Publicidad

Es decir que, entre 2017 y 2018 la cifra casi se triplicó y si la tendencia de los primeros siete meses de 2019 se mantiene superará la del año pasado. El informe no especificó las circunstancias de las muertes, aunque según fuentes de la Policía Nacional muchas están asociadas a riñas.

El estudio también reportó 69 suicidios de venezolanos entre 2009 y 2018. En los primeros siete meses de 2019 se registraron 18 suicidios, es decir más de dos en promedio al mes.

Más de 1,4 millones de venezolanos se encuentran actualmente en Colombia, que se convirtió en el principal receptor de inmigrantes que huyen de la crisis política, económica y social, según el último censo de la autoridad migratoria.

Venezuela, rica en petróleo, se ha hundido en una crisis económica bajo el gobierno socialista del presidente Nicolás Maduro. La hiperinflación, la escasez de medicinas y de alimentos ha propiciado la salida de al menos cuatro millones de personas.

Previous ArticleNext Article