Un policía muerto y siete más heridos deja ataques con explosivos en el norte de Bogotá

 

El hecho se presentó en la calle 202 con carrera séptima, en cercanías de la subestación de Torca, en la localidad de Usaquén, al norte de Bogotá. Las autoridades no pueden confirmar la autoría del ataque, pero las primeras sospechas apuntan al ELN por el modus operandi.

Según información preliminar, un patrullero de la de Policía fue asesinado, de un disparo en la cabeza, y en el momento en que otras unidades acudieron al sitio para atender el caso estalló una carga explosiva en las subestación policial de Torca, en el norte de la ciudad.

 

De los siete heridos, hay dos policías en extremo estado de gravedad, según reportes de preliminares. Los dos heridos más graves en el atentado contra la estación de Torca fueron llevados al hospital Simón Bolívar.

 

A esta hora hay acordonamiento de la vía y no hay paso en el sentido norte-sur. 

 

Noticia en Desarrollo…