Todos regresaron

Pesa a las críticas que realizó el alcalde Gustavo Petro al antiguo modelo de recolección de basuras, los cuatro operados privados fueron contratados de nuevo.

El ´último en firmar fue la empresa Atesa, aquella de la que es dueño William Vélez y a quien el Alcalde le hizo el feo al señalar que se estaba quedando lucrando por los pagos del servicio.

 

El Distrito y los representantes de la firma Atesa llegaron a un acuerdo para seguir trabajando durante los próximos cuatro meses, en las localidades de Fontibón y Engativá. Y parece que se firmó por un monto superior a 3500 millones de pesos.

 

En este tiempo el Alcalde  espera ya contar con los vehículos recolectores alquilados desde la ciudad de Nueva York, que según el Mandatario llegan a la ciudad el 25 de diciembre.

 

El nuevo esquema de recolección de la ciudad quedará en manos de cinco empresas: Aseo Bogotá, Ciudad Limpia, Aseo Capital, Atesa y Lime.