Presidente Santos suspende diálogos de paz

El presidente Juan Manuel Santos ha suspendido las negociaciones de paz hasta que las Farc no liberen al general del Ejército Rubén Darío Alzate Mora, comandante de la Fuerza de Tarea Titán, que desapareció ayer domingo en la tarde en el punto de Las Mercedes en el departamento del Chocó. Junto a él iban el capitán Jorge Rodríguez Contreras y la abogada Gloria Urrego, quien se desempeña como coordinadora de Proyectos Especiales del Ejército de esta zona.

Anuncios

Durante su intervención el Mandatario dijo que el proceso de paz que se lleva acabo en La Habana (Cuba), se suspende. Señaló que el equipo negociador  que tenía previsto viajar  hoy lunes, ya no lo hará hasta que el grupo guerrillero aclare la situación del general Alzate y sus acompañantes.

 

Asimismo, le ordenó al Ministro, a los comandantes y a el comandante general de las Fuerzas Militares Juan Pablo Rodríguez, que se desplazaran a Quibdó para esclarecer los hechos.

 

“Hay una serie de circunstancias que tienen que aclararse, que queremos que se aclaren. Por qué estaba el general Alzate de civil. Por qué les dijo a sus escoltas que no lo acompañaran. Por qué se desatendió la advertencia del lanchero para que no se fueran río abajo tan lejos”, manifestó el Jefe de Estado.

 

Asimismo, aseveró  que las Farc son las responsables del secuestro del general Alzate y sus acompañantes, y cuestionó que el comandante de la Fuerza de Tarea Titán haya roto los protocolos de seguridad.

 

Por su parte, Mindefensa aseguró que no se conocen “las razones personales o de inteligencia por las cuales no se siguieron los protocolos de seguridad típicos, que habrían implicado el desplazamiento de una unidad para garantizar la seguridad” del General.

 

En la rueda de prensa que dio Pinzón relató que aproximadamente  a las 3:30 de la tarde, el general Alzate le pidió al comandante de Infantería que preparara un bote para salir junto a el capitán Jorge Rodríguez Contreras y la abogada Gloria Urrego hacia un caserío llamado Las Mercedes.

 

Al estar allí (Las Mercedes) miembros del Frente 34 de las Farc los abordaron y los retuvieron para realizar una requisa. “El General se encontraba de civil, en un bote civil y desarmado en estado de indefensión” señaló Mindefensa.

 

El soldado que se encontraba en el bote al percatarse de lo que pasaba y al ver que se desplazaban hacia donde él se encontraba, “se mueve inmediatamente en dirección hacia Quibdó, donde inmediatamente informa a sus comandantes de lo ocurrido”.

 

Esta versión  fue dada a conocer por el senador Álvaro Uribe Vélez a través de su cuenta de Twitter, mucho antes de que existiera un comunicado oficial por parte del gobierno. El Ministro de Defensa, se refirió a la publicación diciendo que,  “no contribuye en nada a una situación crítica y delicada como esta que personas ajenas a las responsabilidades institucionales estén divulgando información sobre estos hechos que de una u otra manera genera más confusión  (…) y puede poner en peligro la vida de las personas”.

 

En las últimas semanas las Farc  secuestraron a dos militares en Arauca. Se trata de César Rivera Tapela y Jhonatan Andrés Díaz Franco miembros de la Brigada Móvil No 34, adscrita a la Fuerza de Tarea “Quirón”. En una misiva el bloque de ‘Jorge Briceño’ manifiesta su deseo de dialogar acerca de la liberación.

 

El Presidente ya  había advertido a la delegación de las Farc que si “seguían por ese camino” el proceso podía cancelarse.

 

En lo corrido de los dos años de negociaciones entre el gobierno y las Farc, esta es la situación más neurálgica del proceso y a la que  ha llevado a cancelar un ciclo de conversaciones por primera vez.