Por incumplimientos el Gobierno va perdiendo el año

El sector de papelerías reportó que debido a varios factores no hubo el crecimiento esperado para el primer semestre aun cuando reconoció que las cifras, si bien no son las proyectadas, tampoco son negativas.

El representante del sector de papelerías de la Federación Nacional de Comerciantes, Fenalco, Francisco Micolta aseguró en Confidencial Colombia que la menor dinámica obedeció, entre otras cosas, a que el gobierno no cumplió con la entrega de cuadernos y útiles escolares como lo había prometido.

 

El vocero comercial indicó que con ese tema de entregar gratis la educación se generó mucha expectativa, pero al final y a las carreras los padres de familia salieron a comprar los útiles escolares. De todas maneras el volumen de venta se afectó porque muchos se confiaron y no pudieron adquirir los textos y demás utensilios para el colegio.

 

“Nosotros saludamos y le damos buen recibo a la educación gratuita, lo malo del asunto es que se ilusiona a la gente y luego viene todo un drama porque les quedan mal. El gobierno se había comprometido con las matriculas gratuitas y con eso no hubo lío, pero también ofreció cuadernos y textos y allí nada pasó, eso no fue cierto”, declaró Micolta.

 

Para el sector es claro que la gran venta se registra en enero y febrero par luego bajar en marzo, abril, mayo y junio, pero este periodo para los empresarios y comerciantes fue realmente crítico en 2012.

 

Colombia, tiene un mercado de 14.5 millones de estudiantes que demandan todo tipo de productos para el pre escolar, la primaria, el bachillerato y la universidad.  

 

De otro lado no hubo mayor demanda de cuadernos y útiles porque las partidas presupuestales que giró el ejecutivo llegaron algo tarde. Para rematar el cuento, hubo desazón para muchos empresarios del sector papelerías por la negociación de subasta invertida, mecanismo de licitación que sirvió para que el estado le diera el visto bueno a proponentes con productos a más bajo costo sin evaluar calidad y golpeando la industria nacional.

 

Fenalco no descarta que en esos negocios o licitaciones se hubieran colado productos de bajo precio importados de China.

 

El gremio llamó la atención del gobierno para que este mecanismo de licitación se revise y favorezca a los empresarios que le apuntan a la calidad, el valor agregado y la generación de empleo.

 

“En esas negociaciones llegaron productos de muy baja calidad y lo que se pide desde esta tribuna gremial es que si hay que importar producto chino, entonces que se exija el mejor”, afirmó Micolta.

 

Pese a no tener cifras sobre impacto sectorial, el representante de las papelerías de Fenalco anotó que el producto chino genera un terrible daño, no solo en las empresas que fabrican papel sino en toda la economía porque ataca las fabricas y el empleo.

 

En Colombia la industria del cuaderno tiene gran dinámica pese a que la tendencia de los precios es a la baja por el ingreso de muchas marcas al territorio nacional. En los últimos seis años los costos de un cuaderno han bajado sustancialmente y eso lo explica la llegada de productos de Chile, Brasil, Ecuador, Venezuela, China y Perú.

 

El país cuenta con 600 grandes papelerías que generan desarrollo económico y empleo. Hay de igual forma muchas empresas pequeñas que sumadas pesan en el mercado.

 

Un cuaderno de cien hojas puede conseguirse en 600, 800 y hasta 1.000 pesos. Se consiguen muy baratos en San Victorino y en algunas tiendas de barrio. Con mayor costo se venden en papelerías que garantizan calidad en la terminación del producto. Algunos tienen más valor por el espiral, su marca, su pasta y la iconografía que muchas casas editoriales manejan. Allí van desde conejitos rosados y tiernos osos hasta las más pomposas modelos, no en vano se paga más dinero por llegar a clases con Ana Sofía Henao, Natalia París o cualquier bella dama de pasarela en atrevido traje de baño.

 

En la Quinta Convención Nacional de Papelerías, impulsada por Fenalco se concluyó que el sector puede crecer este año a tasas que oscilan entre el 4.5 y el 5 por ciento para estar a tono con el gobierno. Hay optimismo y confianza por un segundo semestre de mayor dinámica.

 

Colombia exporta papelería a Ecuador, Venezuela, México, Centroamérica y el Caribe. Por el TLC muchas empresas han visitado Colombia en busca de Joint Venture o alianzas estratégicas porque ven en el país cafetero un potencial de mercado y una inmejorable posición geográfica que le da ventajas competitivas por sus puertos en lo mares Atlántico y Pacífico.

 

Para tratar de concertar esas alianzas han venido de México, Perú y Brasil porque hay de hecho una expectativa muy grande con los nuevos avances de Colombia en comercio exterior.