Notice: Trying to access array offset on value of type bool in /data/confidencialcolombia.com/wp-content/plugins/all-in-one-seo-pack/admin/aioseop_module_class.php on line 1725

Petro ahora sí quiere consulta

Luego de que el Tribunal Superior de Cundinamarca diera vía libre a la tutela que obliga a verificar las firmas de la revocatoria a Gustavo Petro, el alcalde señaló que quiere consultar al pueblo bogotano sobre su continuidad en la Alcaldía. El mandatario de los capitalinos confía en que los sectores populares ratifiquen su administración y legitimen su mandato. 

Este martes al finalizar la tarde, mientras hacía un consejo de seguridad con los habitantes de la localidad de Keneddy, que mas bien parecía un acto de campaña, el Alcalde Mayor de Bogotá, Gustavo Petro, dijo lo siguiente: “vamos a asumir los riesgos que significa la consulta popular, nosotros queremos la consulta popular”.

 

Anuncios

Minutos antes el Tribunal Superior de Cundinamarca notificaba la aceptación de la tutela interpuesta por la propia administración distrital en contra de la revocatoria del mandato, y señala en el fallo que la Registraduría le violó el debido proceso a Petro.

 

“Tutelar el derecho al debido proceso administrativo, y los derechos de defensa y contradicción de la prueba inherente al mismo, a favor de Gustavo Francisco Petro Urrego, Alcalde Mayor de Bogotá D.C., vulnerado por la Registraduría Nacional del Estado Civil y la Registraduría Distrital del Estado Civil, dentro de trámite de revocatoria del mandato iniciado en virtud de lo previsto en la Ley 131 y 134 de 1994”, señala el fallo en su primer artículo.

 

Horas más tarde, la Registraduría emitió un comunicado respondiendo que “sin perjuicio de los recursos a los que haya lugar, respeta y acta el fallo proferido el Tribunal Administrativo de Cundinamarca (…) En este orden de ideas, en el término de las 48 horas siguientes a la notificación procederá a dar cumplimiento a la tutela y permitirá la verificación de las firmas, junto con sus soportes”.

 

Resuelto lo jurídico y dejando claro que el siguiente capítulo en esta novela de la revocatoria que decidió liderar el Representante a la Cámara, Miguel Gómez, es la revisión de las más de 600 mil firmas que lograron recoger y de las cuales solo 357 mil firmas fueron avaladas por la organización electoral. Sin haber resuelto eso, no se puede convocar a las urnas.

 

Sin embargo, el Alcalde Petro parece haber caído en la cuenta de que puede sacar mejor ventaja de esa consulta en las urnas, y ahora prefiere que los bogotanos respondan si quieren que continúe al frente de la ciudad o si quieren que mejor llegue otro a resolver los problemas que afronta.

 

En varios medios de comunicación Petro insistió en que “ya veremos los resultados que esos grafólogos profesionales junto con la Registraduría, nos entreguen a toda la ciudadanía. Nosotros queremos ir a las urnas, nosotros queremos saber si de verdad la mayoría ciudadana esta con un nuevo tiempo para Bogotá, o quiere volver al pasado de Bogotá”.

 

A este cambio de rumbo en la estrategia política, Antonio Navarro Wolf, (que renunció a la Secretaría de Gobierno, y ahora prefiere estar del otro lado de la barrera), sostuvo que esta nueva campaña de convocar a la gente a las urnas, es para demostrar que solo el pueblo decide si se queda o se va.

“Los que estén a favor que voten y los que no, pues que no voten. La decisión ciudadana es que los que están a favor de la revocatoria deben obtener 1’200 mil votos o que gane el no a la revocatoria, pero que sea el ciudadano el que decida si el alcalde continúa o no”, indicó Navarro.

 

Así mismo, aclaró que el fallo del Alto Tribunal le dará más transparencia al proceso de revocatoria.

 

“No es un asunto de capricho sino del debido proceso, eso está en la Constitución que se debe dar garantías al debido proceso. En el proceso de la Registraduría no se revisaba la firma autógrafa, se revisaba solo el nombre y el número de la cédula. Pero si alguien sabía el nombre y el número de la cédula de otra persona firmaba y además de ello hay bases de datos por todos lados. Entonces lo que resuelve esa tutela, para el bien del futuro de las revocatorias, es que se revise la firma y que no se usen bases de datos, para promover procesos de revocatoria, que eso ya con votación y todo si que cuestan mucho dinero”, advirtió el ex secretario de Gobierno.

 

Del otro lado está el congresista Miguel Gómez, quien mostrando su molestia e inconformidad con la nueva postura de Petro, aseguró que el Alcalde se está burlando de la justicia y de los bogotanos.

 

“Me parece que lo que está haciendo es burlarse de la justicia, uno no pone al aparato judicial a que estudie una solicitud y cuando la justicia le da la razón, entonces dice: ‘¿sabe qué?, ya no me interesa la justicia. Ahora va a ser como yo quiero, que convoquen elecciones’. Esto lo que demuestra es el comportamiento de una persona inestable, y personalmente creo que esta es una burla a las instituciones. Quiero hacer respetar los derechos de cientos de miles de personas que firmaron, porque se ha encargado de decir que esto es un fraude”, insistió el Representante a la Cámara.

 

La apuesta de los ciudadanos

 

Mientras todo eso ocurre entre los que ostentan el poder distrital, los ciudadanos de a pie han propuesto salir a la calle para defender la gestión del alcalde.

 

Cientos de recicladores se reunieron este jueves para abrazar el Palacio de Liévano y decirle al alcalde que están con él y que ni el Procurador ni la Registraduría podrán tumbarlo.

“Petro se queda, no se me va”, decían las mujeres y hombres que llegaron al centro de la capital para defender al “único de los alcaldes que ha hecho algo por nosotros”, como dijo a través de un megáfono la líder de una de las asociaciones de recicladores de la ciudad.

 

A la propuesta se unieron los carreteros y otros ciudadanos que transitaban por el centro de la ciudad. “Petro nos ha ayudado, el programa Basura Cero nos ha beneficiado y por eso queremos que continúe con su alcaldía. Finalmente nosotros lo elegimos”, dijo uno de los recicladores que asistió a la protesta.

 

Lo que sigue

Según la Registraduría este es el procedimiento para la verificación de todos los apoyos de los ciudadanos que suscriban la solicitud de revocatoria:

1. Contabilizar el número de folios que contienen los formularios.

2. Contabilizar el número de firmas presentadas, y verificar si suman la cantidad requerida según el numeral 2 del artículo 7º de la Ley 131 de 1994, modificado por el artículo 1º de la Ley 741 de 2002.

3. Verificar que el nombre y el número de la cédula de ciudadanía tengan correspondencia entre sí.

4. Verificar que los ciudadanos se encuentren inscritos en el censo electoral de la circunscripción electoral en la cual se pretende revocar al mandatario.

5. Verificar que los datos consignados en varias casillas del formulario no hayan sido diligenciados por una misma persona.

 

La revisión de apoyos se realizará en dos etapas. Una primera que contendrá los numerales uno (1) y dos (2) al momento de la radicación del memorial; y una segunda posterior, correspondientes a los numerales tres (3), cuatro (4) y cinco (5) que se realizará dentro del mes siguiente a la recepción de los documentos.

 

La decisión de Gustavo Petro es una apuesta. Según él, la gente que lo eligió será más fuerte que el aparato institucional que ha hecho un “acto de arbitrariedad por parte de funcionarios del Estados contra, no simplemente Petro, sino contra el voto popular, contra el mandato democrático, contra la ciudad de Bogotá”. A final de año, los electores le demostrarán al alcalde si respaldan su gestión o si el descontento va más allá de una persecución política.