Partido contra Sevilla puede ser lo último de James en Madrid

El partido contra el Sevilla del pasado domingo, puede convertirse fácilmente en el último partido que hayamos visto de James con la camiseta del Real Madrid. Su saludo con los brazos en alto y con doble giro en mitad del centro del campo, sonó a una despedida anunciada. La cuestión es que parecía que esa despedida iba dirigida especialmente al público blanco. Era su último juego en el templo merengue y aunque no haya nada oficial James sabía que sería la última vez que vería a esa afición.

 

 

Lo que pocos esperan, y cada día toma más forma, es que ese encuentro puede convertirse su última participación con el Madrid para siempre. James lleva sin entrenarse dos días consecutivos, en los que se ha pasado realizando ejercicios de recuperación en el gimnasio, con los lesionados. Su entrenador, Zinedine Zidane, alude que simplemente tiene un golpe que no le ha permitido trabajar con normalidad, pero la situación con su venta a la vuelta de la esquina y su gesto de despedida, parece extraña.

Anuncios

 

 

James no estará en el partido que mañana disputará el Real Madrid contra el Celta. Teniendo en cuenta que el domingo se juegan también al Liga en Málaga, se podría dar el caso que James tampoco tenga entonces ni un minuto y que Zidane apueste por su once titular que ha puesto con una venda en los ojos durante todo el año. Si a esto le añadimos que James tampoco opta a tener minutos en la final de Champions -no ha jugado ni un minuto desde el encuentro de ida contra Nápoles en octavos- podríamos estar afirmando que lo que vimos este domingo contra Sevilla sería lo último de James con la camiseta del Real Madrid. 

 

 

James tiene un preacuerdo con Manchester United, club que en estos momentos lleva la delantera por el jugador. Zidane se juega la liga y la final de la Champions en tres partidos, y si no ha contado en su esquema principal hasta ahora con el colombiano, parece menos posible que apueste por él cuando el jugador tiene media cabeza puesta en su próximo destino.