Nuevas reglas de juego para hacer política

Fortalecer el ejercicio de la política, con unas reglas más claras y estrictas, es el objetivo de la Reforma Política sancionada, este jueves, por el Presidente Juan Manuel Santos.2011-07-15 “Esta Ley Estatutaria que hoy firmamos -después del visto bueno de la Corte Constitucional- va en esa dirección, en hacer de la política una política más transparente, hacer que los partidos sean unos partidos más fuertes, y que se pueda ordenar el ejercicio de la política que es absolutamente indispensable en cualquier democracia”, dijo Santos.

La norma también otorga a los poderes públicos una serie de instrumentos y controles, que facilitarán tener una política transparente y fortalecerá a los partidos políticos.

La Reforma incorpora nuevas normas en materia electoral, y que tendrán vigencia inmediata permite, por primera vez, que se otorguen anticipos de financiación de las campañas a candidatos en elecciones territoriales.

Actualmente solo se permite la financiación mediante anticipos para los candidatos a Congreso y a la Presidencia de la República. Con la nueva ley se otorgará un anticipo hasta del 80 por ciento con cargo a la reposición de gastos que se obtengan por el número de votos alcanzado en las elecciones. Serán los partidos los que pueden pedir dichos anticipos.

Anuncios

Castiga la doble militancia. Por lo cual cada partido debe llevar ante el Consejo Nacional Electoral un registro de todos sus militantes, que tienen sus obligaciones frente a su colectividad.

Entre otras disposiciones contempladas en la norma, se impone a los partidos una cuota de género para la conformación de sus listas de candidatos. Se aplicará para las listas donde se elijan cinco o más curules para corporaciones de elección popular (asambleas y concejos) que deberán estar conformadas como mínimo por un 30 por ciento de uno de los géneros.

También permite la inscripción de candidatos a alcaldías y gobernaciones por coalición de partidos. Esto significa que en el tarjetón habrá candidatos que aparecerán con el aval de varios de ellos.

La propaganda a través de los medios de comunicación social y del espacio público únicamente podrá realizarse dentro de los 60 días anteriores a la fecha de la respectiva votación. Y la que se realice empleando el espacio público, podrá realizarse dentro de los tres meses anteriores a la fecha de la respectiva votación. Serán los partidos los responsables de la publicidad política y solo ellos podrán contratarla.