Notice: Trying to access array offset on value of type bool in /data/confidencialcolombia.com/wp-content/plugins/all-in-one-seo-pack/admin/aioseop_module_class.php on line 1725

Noticias, Colombia, Confidencial, Bogotá, Cali, Medellín, Corte define el futuro del Plebiscito por la paz

Avanza la audiencia pública convocada por la Corte Constitucional, como parte del proceso de revisión de viabilidad del proyecto de ley estatutaria para convocar a un plebiscito por la paz. Se escucharán 24 intervenciones. La primera fue la del Presidente Santos, quien señaló que con el plebiscito se busca “entregarle la paz al pueblo para que decida si seguimos avanzando por el camino que hemos recorrido”. 

 

Anuncios

Al solicitarle hoy a la Corte Constitucional la declaratoria de exequibilidad de la Ley Estatutaria que regula el plebiscito para la refrendación del acuerdo final de paz, el Presidente Juan Manuel Santos reiteró su decisión de que sea el pueblo colombiano el que ratifique los acuerdos de La Habana.

 

“Quiero entregarle la paz al pueblo para que sea el pueblo quien decida si seguimos avanzando por el camino que hemos recorrido”, afirmó el Mandatario durante su intervención en la audiencia pública convocada por la Corte Constitucional.

 

El Presidente subrayó que su decisión de que participen los colombianos nace de su “talante democrático” y añadió que la paz está por encima de “la voluntad de un mandatario o de un gobierno”.

 

“A través del plebiscito, el pueblo colombiano se constituye en dueño, en protagonista y en beneficiario de la paz.”, afirmó.

 

El Jefe del Estado puso de presente que el “acuerdo de fin del conflicto con las FARC significa, ni más ni menos, el reconocimiento por parte de un actor ilegal –que se ha mantenido en armas contra nuestras instituciones, nuestra Constitución y nuestras leyes– de la legitimidad de esas mismas instituciones, de esa Constitución y de esas leyes”.


Sello de legitimidad

“Será ese pronunciamiento popular el que imprima el mayor sello de legitimidad –ante el mundo entero y ante nosotros mismos– a la fase de implementación de los acuerdos para la construcción de paz”.

 

Consideró que “en últimas, la refrendación popular será la garantía de que lo acordado efectivamente se va a cumplir, garantía que se complementará con un desarrollo normativo en el Congreso de la República”.

 

Recordó que no está obligado constitucional ni legalmente a someter el acuerdo final de paz a la refrendación popular, pero “sí tengo la facultad de hacerlo, y lo voy a hacer –si la Corte me lo permite–, no solo como un acto de democracia, sino en cumplimiento de la promesa que hice ante los colombianos”.

 

Consideró que “el pueblo colombiano tiene derecho a esta participación” y agregó que “la construcción de la paz trasciende las políticas de un gobierno”.

 

Así mismo, el Mandatario defendió el plebiscito como mecanismo idóneo para que los colombianos decidan con su voto si el acuerdo debe “debe convertirse en una política de Estado”.

 

Al concluir sus palabras el Presidente dijo que por las víctimas del conflicto, por el futuro de Colombia y por la ilusión de vivir en un país normal, le pedía “respetuosamente al máximo guardián del tratado de paz que es la Constitución de 1991, que declare exequible la Ley Estatutaria del Plebiscito para la Paz”.


Intervención Ministro de Interior

El ministro Juan Fernando Cristo, abogó ante la Corte Constitucional por la aprobación del plebiscito por La Paz. Defendió el cambio en el umbral de participación que pasó del 25 al 13%, lo que significaría que más de 4’500.000 ciudadanos emitan su voto por el SÍ. “Los umbrales desestimulan y promueven la abstención”, sostuvo Cristo.

 

El diseño de la ley de plebiscito va de la mano del trámite de la reforma al acto legislativo para blindar los acuerdos de paz.

 

Aclaró que sólo si la corte aprueba el plebiscito empezara la campaña. Por ahora, dijo, solo hay una promoción.

 

 


Intervención del alto comisionado para la Paz

A su turno, el alto comisionado para la paz, Sergio Jaramillo, también defendió el plebiscito como un mecanismo para garantizar la participación de los ciudadanos. Jaramillo le dijo a los magistrados: “requerimos de toda su sabiduría e inteligencia constitucional”.

 

Para el alto comisionado “el punto a la transición es la refrendación, la voz colectiva de los colombianos que viven en Bogotá, Medellín, Catatumbo, en el Putumayo, en los Montes de María. Es la cara del engranaje entre un acuerdo político y su introducción al ordenamiento jurídico”.

 

“No pretendemos imponerle a nadie desde La Habana nuestra visión. Bienvenidas las críticas. Serán los colombianos los que decidan sobre los acuerdos”, afirmó.

 

En cuanto al plebiscito, Jaramillo aseguró que “el proyecto propone un umbral de aprobación para promover la participación de todos en la decisión trascendental como la paz, y promover una cultura política que siente las bases de convivencia y respeto mutuo”.

 

Durante cada intervención, programada para que dure 20 minutos, los magistrados pueden hacer las preguntas que consideren necesarias a los invitados.

 


Intervención de Humberto de la Calle

En su intervención el Jefe Negociador del Gobierno con las FARC, Humberto de la Calle, habló de la necesidad de resolver “el problema” sobre “¿Cómo convertir en norma jurídicamente vinculante el contenido de un Acuerdo de Paz? Y, de contera, ¿Cómo garantizar la estabilidad de lo acordado, en función no solo de las necesidades de la guerrilla que deja las armas, sino en relación con otros protagonistas del conflicto, del Estado colombiano y de la posibilidad genuina de lograr una paz firme?”

Para el Jefe Negociador, “el esquema hasta ahora vigente ha sido el de lograr un acuerdo político para proceder, después, a incorporarlo en el entramado jurídico valiéndose de mecanismos ordinarios y, a veces, extraordinarios”.

“El Plebiscito deberá ser el punto de encuentro de la Nación colombiana en torno a uno de sus temas cruciales. Debe ser el ágora en la que se decida el camino que tendremos que recorrer como comunidad nacional. De la divergencia a la unidad. No tenemos otro camino”, concluyó De la Calle.

 

 

 

Avanza la audiencia pública de la Corte Constitucional. Tras la intervención del Presidente Juan Manuel Santos, el Ministro del Interior Juan Fernando Cristo, el Alto Comisionado para la Paz, Sergio Jaramillo y el Jefe del Equipo Negociador Humberto de la Calle entre otros, fue el turno para los representantes de las universidades.

 

Universidad Nacional

El experto constitucionalista Rodrigo Uprimny, aseguró que la ley del plebiscito que aprobó el Congreso es el mecanismo idóneo para refrendar los acuerdos de paz.

Dijo que con “el plebiscito y el anunciado blindaje internacional del proceso de paz está quedando un mecanismo robusto que combina democracia participativa con el pronunciamiento ciudadano, que da garantías jurídicas llevando al Bloque de Constitucionalidad el acuerdo de paz y da garantías internacionales”.

 

Universidad Externado

Por su parte, Magdalena Correa, vocera de la Universidad afirmó que “el plebiscito es constitucional y así debe ser declarado por la Corte”. “Si el pueblo desaprueba, el legislador debe ser consciente de ello”. Correa agregó, sobre la participación política de funcionarios que “no se puede entender que el tipo de participación a la que se hace referencia suponga una vulneración de la restricción para participar en política”.

 

Sergio Arboleda

Camilo Guzmán, vocero, afirmó que “la institucionalidad que hay en este momento no debe ser quebrantada” y por tanto le pidió a la Corte Constitucional tumbar el plebiscito para la paz. Así la Corte declare inexequible el plebiscito, eso no quiere decir que el pueblo se vaya a quedar sin poder pronunciarse a través de otros mecanismos”, agregó Guzmán.

 

“Decidir no votar es un derecho, se estaría cohibiendo ese derecho”.

 

Universidad del Rosario

Para Luisa García López, el plebiscito debe hundirse debido a que “se usa en democracias débiles. Es una alteración del referéndum (…) busca la aceptación del gobernante de turno, como la usaron Napoleón y Hitler”. García afirmó que convocar al plebiscito es “inconducente”, pues “viola el principio democrático, rompe la unidad de materia. Y se estaría legislando en causa propia”.

 

Universidad Libre

Kenneth Burbano, pidió que se declare exequible el proyecto de ley estatutaria sobre el plebiscito.  Afirmó que “la alteración del umbral constituye una garantía en caso de una acción de información incompleta”. Dijo además que la “aceptación de la decisión mayoritaria adoptada, si se alcanza el umbral o se opta por la abstención, “tendrá consecuencias políticas”.

 

“La decisión plebiscitaria es eminentemente política y resulta obligatoria, pero el rechazo popular no debe entenderse como la negación popular al acuerdo de terminación del conflicto”, agregó.

 


En desarrollo…