Niña víctima de 'bullying' se suicidó frente a su familia

La joven estadounidense pudo ver los ruegos de sus padres para que no se quitara la vida, pero ella misma accionó un revolver y se disparó en el pecho, segundos después murió ante la mirada de sus seres queridos.

Brandy Vela era una joven de 18 años que asistía a la Texas City High School, en Estados Unidos, su familia tuvo que ver el momento en el que la joven decidió quitarse la vida a raíz de una dramática realidad cada vez es más intensa en las escuelas americanas, el bullying escolar.

 

Anuncios

 

La hermana de Brandy, Jackie, declaró que a la joven se le burlaban repetidamente por su peso y que el acoso cibernético durante los últimos meses fue uno de los detonantes para su fatal decisión.

 

 

Según sus familiares, ella le envió un mensaje de texto a su hermana despidiéndose.

 

 

“Te amo muchísimo, por favor recuerda eso, y perdón por todo”, escribió.

 

 

Al leer este mensaje, su hermana Jackie llamó a sus padres y abuelos sobre el incidente para que fueran a consolar a la triste Brandy.

 

 

Una vez allá y ante los ruegos de sus padres para que no se quitara la vida, ella misma accionó un revolver y se disparó en el pecho, segundos después murió ante la mirada de sus seres queridos.

 

 

Después de que se disparara, Brady fue llevada a un hospital local, donde fue declarada muerta. Sus órganos, incluidos sus ojos, fueron donados.

 

 

Jackie también explicó que su hermana cambió el número de celular y le informó todo el caso de acoso a la Policía, pero la respuesta fue que no podían ayudarla.

 

 

“No podían hacer nada porque (los sospechosos) usaban una aplicación que no era rastreable y hasta que no sucediera algo, como que pelearan, era imposible tomar medidas”, sostuvo Jackie.

 

 

Joe Stanton, El capitán de Policía de la ciudad de Texas, indicó que los investigadores están entrevistando a la familia y contactarán a quienes ellos crean que son sospechosos. También siguen algunas pistas que han ido apareciendo.