Notice: Trying to access array offset on value of type bool in /data/confidencialcolombia.com/wp-content/plugins/all-in-one-seo-pack/admin/aioseop_module_class.php on line 1725

Murió Luis Humberto Gómez Gallo

En medio de un partido de squash, falleció el excongresista y parapolítico Luis Humberto Gómez Gallo. El deceso ocurrió en la ciudad de Ibagué en donde Gómez Gallo desarrolló su carrera política. 

El expresidente del Congreso y parapolítico condenado, Luis Humberto Gómez Gallo, falleció este 25 de diciembre de un infarto fulminante. Mientras se encontraba disputando una partida de squash con el secretario administrativo de la Alcaldía de Ibagué, José Adrían Monroy, en el Club Campestre de la capital tolimense, Gómez Gallo sufrió un infarto.

 

Anuncios

Testigos aseguran que el parapolítico se desplomó al suelo mientras estaba sosteniendo la raqueta de squash y que la ambulancia que lo traslado a la clínica Los Nogales, llegó rápidamente. A pesar de la pronta asistencia prestada a Gómez Gallo, no pudieron salvar su vida en el centro asistencial.

 

Con su muerte, se recuerda su paso por la política tolimense y su llegada a la presidencia del Congreso en 2004, durante el primer mandato del expresidente Álvaro Uribe Vélez. El ingeniero que se volvió uno de los grandes caciques políticos conservadores del Tolima fue vinculado a una investigación por su relación con grupos paramilitares de la región.

 

En 2007 le fue abierta una primera investigación, por su posible relación con el narcotraficante conocido con el alias de “El Socio”. Según la Corte Suprema de Justicia, Gómez Gallo habría estrechado lazos con “El Socio” para financiar al Bloque Tolima de las Autodefensas Unidas de Colombia. Sin embargo, la Fiscalía ordenó su libertad en 2008 por considerar que no existían suficientes pruebas en su contra.

 

En diciembre de 2009 fue detenido por orden de la Corte Suprema de Justica, por sus nexos con grupos paramilitares y fue condenado en mayo de 2011. En abril de este año salió por rebaja de pena y por haber hecho trabajo comunitario en prisión.

 

Su muerte viene a cerrar uno de los capítulos más vergonzosos de la política tolimense en la que un ingeniero brillante, como lo califican sus allegados, logró alcanzar la presidencia del Congreso, existiendo de por medio su relación con grupos criminales del paramilitarismo.