Actualidad

Los protagonistas del examen ante la Corte

Publicidad

En la prueba de fuego para que se declare exequible el Marco Legal para la Paz, la Corte Constitucional fue el escenario en el que el Gobierno, el Congreso y el poder judicial, presentaron el más duro examen sobre la base jurídica en la que se cimentará el proceso de paz que adelanta el Ejecutivo con las Farc en la Habana, Cuba desde noviembre de 2012.

En la extensa audiencia las organizaciones de Derechos Humanos, la sociedad civil y destacados juristas entregaron sus apreciaciones sobre la conveniencia o no de declarar la exequibilidad de la ley que, de pasar en la Corte, deberá ser reglamentada por el Congreso de la República.

 

Éstas son los apartes de las intervenciones más importantes:

 

“Marco para la Paz no es impunidad”: Presidente Juan Manuel Santos

 

Para el Jefe de Estado es de suma importancia sacar adelante la ley del Marco Jurídico para la Paz, porque es importante para continuar con su política de paz. Su defensa consistió en exponer los principales puntos que hacen viable el Marco Legal para la Paz y dejar en claro que no es un marco para la impunidad.


“Este modelo es todo lo contrario de lo que alegan nuestros opositores. No sólo NO abre espacios a la impunidad, sino que satisface de la manera más amplia posible los derechos de las víctimas de un conflicto tan prolongado. No se trata entonces de sacrificar la justicia para lograr la paz, sino de cómo lograr la paz con un máximo de justicia. Esta es la primera vez que Colombia se toma en serio la obligación de lucha contra la impunidad por los hechos cometidos en el conflicto armado”.

 


 

 

“Investigar caso por caso sería impunidad de facto”: Alto Comisionado para la Paz Sergio Jaramillo

 

Como miembro del equipo negociador del Gobierno en la mesa de conversaciones de la Habana, Jaramillo expuso ante los magistrados de la Corte Constitucional que lo que pretende el Marco es aplicar todos los instrumentos de justicia transicional para enfrentar la impunidad.


“Lo que tenemos que buscar es como integrar de la mejor manera, la justica con la paz. Y aquí es donde tenemos hoy en Colombia una gran oportunidad. La concepción del gobierno de la paz no es simplemente el silenciamiento de los fusiles, porque el gobierno concibe la paz, como una paz territorial, una paz que supone unas grandes transformaciones en las regiones, una paz que supone un fortalecimiento del estado de derecho en el territorio. Entonces  si eso es lo que logramos con la paz, pues estas medidas de justica transicional tendrán un piso mucho más fuerte en el cual actual y ser efectivas. Será mucha más fácil hacer investigaciones de macro criminalidad. Como lo dijo el Presidente, el fin del conflicto es la hora de la verdad”.

 


 

 

“La Paz no lo justifica todo”: Procurador General de la Nación, Alejandro Ordóñez

 

Siendo uno de los mayores opositores al proceso de paz con las Farc, el Procurador General, Alejandro Ordóñez, pidió a la Corte Constitucional que no apruebe el Marco para la Paz porque es sinónimo de impunidad y desconocimiento de las víctimas.

 

“La paz no lo justifica todo. Los aspectos demandados del Marco Jurídico para la Paz garantizan la impunidad, porque desconoce los derechos de las víctimas a la verdad, la justicia y la reparación. El Marco Jurídico para la Paz es instrumento en que se privilegian los victimarios y se sacrifican a las víctimas. La Sociedad tiene derecho a conocer la verdad para construir su memoria histórica. Las conductas generalizadas o no sistemáticas quedarían por fuera, como los delitos de la tortura, desaparición forzada y embarazo forzado.


Estaríamos ante una justicia aparente y simbólica, porque se renuncia a la sanción judicial y la víctima tiene derecho a un recurso judicial efectivo. Si el Estado renuncia a la persecución de los delitos, renuncia a la investigación y renuncia al esclarecimiento de la verdad. Solicito entonces y reitero, la inexequibilidad de los aspectos demandados del Marco Jurídico. Pero si así no lo fuere, yo aspiro a que así sea, pero si no sucede, condicionen de tal forma la inexequibilidad e impidan que aquí campee la impunidad y se sacrifique el derecho de las víctimas”.

 

 

 

 

“Marco jurídico es el derecho a la Paz”: Fiscal General de la Nación Eduardo Montealegre

 

La vehemente defensa que hizo el Fiscal Montealegre, dejó en claro que el Marco Jurídico para la Paz no pretende reemplazar lo que ya está estipulado en la Constitución y que contrario a ello cumple con los principios fundamentales de la carta magna como lo es el derecho a la paz.

 

“La integración normativa del texto por cuanto no se puede decidir sobre la constitucionalidad del concepto de selectividad o de crímenes de selectividad por el autor o por los hechos, sino se hace un estudio integral de la norma constitucional de marco para la paz.


No se trata de un reemplazo de un eje definitorio de la Constitución, no se trata de la sustitución de la fórmula política, sino de la limitación con criterios de razonabilidad como es el eje de garantía y protección de investigar las grandes violaciones a los Derechos Humanos. ¿Qué es preferible para el país? Qué en los próximos volvamos a repetir más de 200 mil muertos o más de 350 mil violaciones a los derechos humanos o que en este momento restrinjamos ciertos derechos para evitar la muerte de miles de colombianos y consolidar la paz como garantía a los derechos humanos. Podemos hacer una limitación razonable de los derechos porque ésta no implica afectación de la verdad porque si bien no toda la verdad se va a reconstruir en el proceso penal, existen comisiones de la verdad extrajudiciales”.

 

Publicidad

“Las víctimas necesitamos saber la verdad”: Presidente del Congreso, Senador Juan Fernando Cristo

Al recordar que su padre fue asesinado por el Eln, el Senador Juan Fernando Cristo, defendió el proceso que se surtió en el Congreso de la República al asegurar que el Acto Legislativo no tiene vicios de trámite.


“Siempre ponemos por encima los derechos de las víctimas, puedo asegurarles que si la Corte salva el acto legislativo, será el faro del respeto a los derechos de las víctimas. Hay que sacrificar algo de justicia para llegar a la paz. Nadie sabe lo que quieren las víctimas, solo ellas mismas, lo que quieren es la verdad. Que nos digan la verdad, nos pidan perdón y nos cuenten qué pasó. Yo quiero lo mismo. Sin proceso de paz con el ELN, jamás sabré la verdad sobre mi padre, jamás tendré el perdón, y tampoco, habrá proceso judicial contra los responsables. Ninguno de los enemigos del Marco Jurídico pudo encontrar objeción alguna al acto legislativo. El Marco Jurídico es indispensable para avanzar en las discusiones con las FARC y el ELN”.

 

“La Justicia transicional es imperfecta”: Rodrigo Uprimmy, Director DeJuSticia

 

El jurista dijo que el país está en un momento histórico de pensar la paz para que sea sensible a los derechos de las víctimas, pero sin dejar de pensar en una paz negociada, que es superior a una paz impuesta.


“La justicia transicional es imperfecta para tiempos imperfectos. Es una justicia que tiene dolores. Como ven estoy de acuerdo casi en un 90% de la demanda, pero en el otro 10% discrepo y por eso llego a conclusiones disimiles. Discrepo con los demandantes porque considero que conciben ese deber de investigar y sancionar frente a crímenes atroces, como una regla que no es ponderable frente a otras obligaciones del Estado. Obligaciones como las de satisfacer los otros derechos de las víctimas a la verdad a la reparación, como lograr garantías efectivas de no repetición, satisfacer los derechos económicos, sociales y culturales de la población pobre no victimizada”.

 

 

 

 

“No se reconoce el derecho a las víctimas”: Gustavo Gallón, Presidente de la Comisión Colombiana de Juristas

Fue quien interpuso la demanda ante la Corte Constitucional y al defender sus tesis, pidió a la Corte que tenga en cuenta los elementos expuestos en el documento ya que el país corre el riesgo de ‘resucitar el abominable espectro del Estado de Sitio”.

 

“Pedimos que esta demanda se valore como una contribución al importante proceso de paz en curso y que el llamado Marco Jurídico para la Paz sea corregido por la Corte Constitucional porque no reconoce adecuadamente los derechos de las víctimas y contradice el artículo 2º de la Constitución, así como obligaciones internacionales sobre derechos humanos. Además, al suspender mediante un artículo transitorio de la Constitución la vigencia de un artículo permanente de la Carta resucita el abominable espectro del estado de sitio que la Carta de 1991 decidió conjurar.


Esperamos entonces que la Corte Constitucional deje claro que la fórmula para conciliar el derecho a la paz y el derecho a la justicia no consiste en un perdón mutuo entre los combatientes, sino que debe partir del reconocimiento del daño causado por todos los guerreros a las víctimas civiles, la petición genuina de perdón, y la oferta decidida y vigorosa de reparación y de reconstrucción del país por parte de los actores armados”.

 

 

 

 

“Corte Suprema respalda el Marco para la Paz”: Magistrado Leonidas Bustos, Presidente de la Sala Penal

 

En contravía de lo expresado por el Procurador Ordóñez y siendo la Corte Suprema de Justicia la que jugará un papel importante en el juzgamiento de los delitos que haya a lugar luego de firmar el proceso de paz, el Magistrado Leonidas Bustos, aseguró que el Acto Legislativo es indispensable para lograr el fin del conflicto en Colombia.

 

“La Corte Suprema de Justicia observa con beneplácito la expedición del Marco Para La Paz. La negociación con los diversos actores es la única vía que en las actuales circunstancias es posible. En ese ámbito, las soluciones deben garantizar al máximo los derechos a las victimas entre ellos. El estado sí puede centrar la investigación, sanción y juzgamiento de los máximos responsables pues se trata de superar la situación de conflicto a partir de reconocer la imposibilidad de investigar y sancionar a todos los responsables sin que eso sustituye la constitucional”.

 

“Marco para la paz abre la puerta a la impunidad”: José Miguel Vivanco, Director de la División de las Américas de Human Rights Watch

 

Insistiendo en la preocupación del organismo internacional sobre la impunidad que puede generar la entrada en vigencia del Marco Legal para la Paz, Vivanco aseguró que la norma impide a las víctimas el acceso a la justicia.

 

“Colombia está obligada jurídicamente, conforme al Derecho Internacional, a asegurar que los acuerdos que se alcancen garanticen el derecho fundamental de las víctimas a la justicia”, dijo Vivanco y reiteró que “esta enmienda constitucional constituye un serio obstáculo para alcanzar este propósito. El Marco para la Paz abre la puerta a la inmunidad para guerrilleros, paramilitares y militares responsables de atrocidades. Las víctimas tienen el derecho a conocer quién es su agresor y no solo castigar a los máximos responsables. Tenemos que ser conscientes de que esta enmienda constitucional impacta de un modo decisivo en la vida de las víctimas”.

 

 

 

 

 

Publicidad
Previous ArticleNext Article