Notice: Trying to access array offset on value of type bool in /data/confidencialcolombia.com/wp-content/plugins/all-in-one-seo-pack/admin/aioseop_module_class.php on line 1725

Los “paveros” listos para ser premiados

Una delegación de Asocab arribó a Bogotá para recibir el Premio Nacional de Paz 2013 y asistir a la ceremonia de premiación de los Premios Shock. Ambas ceremonias se llevarán a cabo esta noche.

La alegría y ansiedad son notorias. Los miembros de Asocab no pueden ocultar la satisfacción y felicidad que les genera ser los flamantes ganadores del Premio Nacional de Paz 2013, que se entregará esta noche en el Museo Nacional.  El premio de este año reconoce a la Asociación de Campesinos de Buenos Aires, organización que acoge a los campesinos desplazados de la Hacienda Las Pavas y que siguen en un litigio por la propiedad de los predios, declarados baldíos por el Incoder el año anterior. 

 

Anuncios

14 miembros de Asocab llegaron el día de ayer a Bogotá y fueron inmediatamente a la Unidad de Víctimas para que se les notificara su inclusión en el registro nacional de víctimas. Hoy los preparativos tienen otra motivación, la ceremonia en la que serán reconocidos como los ganadores del premio nacional de paz de este año.

 

Además, existen otras razones para estar nerviosos, un disco con las canciones que recopilan su historia está nominado a un premio Shock y la premiación será esta noche de manera paralela al galardón de paz.

 

“El reconocimiento hecho a la comunidad de Asocab es un reconocimiento a la resistencia campesina, son muchos años en los que hemos sufrido el desplazamiento, las amenazas y el señalamiento”, aseguró Eliud Alvear, uno de los líderes de la comunidad que también arribó a Bogotá.

 

Misael Payares, líder campesino curtido por los años no pudo ocultar su satisfacción, “Este premio lo que hace es enviar un mensaje a todos los que nos han señalado y es un gesto de Dios que nos bendice y nos anima a seguir adelante”.

 

A pesar de que el premio nacional de paz es una realidad y que el premio Shock es una posibilidad, la comunidad de Asocab aún no tiene el premio más añorado por ellos: las tierras por las que han luchado más de una década.