Los malos pasos del Rey Juan Carlos

En varias ocasiones las cámaras han registrado las repentinas caídas del Rey Juan Carlos de España. Hoy sufrió un nuevo tropiezo mientras visitaba la sede del Estado Mayor de la Defensa.

Esta mañana en una visita al Estado Mayor de la Defensa, el Rey Juan Carlos de España sufrió una repentina caída como las que suele tener. En varias ocasiones el Rey ha estado expuesto a estos traspiés mientras es observado por cientos de cámaras.

 

A pesar del incidente de hoy, en el que sufrió leves daños en su nariz y mentón al no ver un escalón, el Rey no tiene daños graves. Afortunadamente ninguna de sus caídas le ha dejado más que las fotos y videos que le dan la vuelta al mundo.

 

La caída se produjo cuando el monarca caminaba saludando a contingentes de los tres ejércitos y saludó al ministro Pedro Morenés y a altos cargos, al querer dirigirse al interior del edificio saludó de lejos a los periodistas y no vio un pequeño escalón en el acceso que fue con el que tropezó de frente.

Después de la sorpresiva caída, los militares que lo acompañaban corrieron a brindarle ayuda y levantarlo del suelo, pero él lo hizo por sí solo, se puso de pie y continuó caminando con toda tranquilidad.

 

Después de su caída y de continuar con la agenda del evento ya programada, en la rueda de prensa se captaron las primeras imágenes en donde se evidenciaron los ligeros raspones en su cara.

 

Esta no es la primera vez que el Rey de España es imagen en todo el mundo por uno de sus tropiezos. Durante la ceremonia de inauguración del Aeropuerto de Málaga, también fue víctima de un mal paso.

 

En otra ocasión tropezó en un evento del Círculo de Economía, en donde al bajar las escaleras, tropezó y unos hombres pudieron sostenerlo antes de que cayera.

 

En otro evento, y sin que hubiera escalones de por medio, el monarca se disponía a saludar a la política española Trinidad Jiménez, cuando tropezó al caminar. La política lo ayudó a recuperar el equilibrio.

 

Aunque su imagen como Rey se haya desprestigiado por el escándalo que produjeron las imágenes de su día de cacería de elefantes, el mundo entero continúa atento de sus actos y siguiendo los pasos al Rey.