Leyes polémicas y morales en nueva legislatura

A pesar de que es casi imposible superar la celeridad de la legislatura pasada, el Congreso tiene la obligación de sacar adelante varios proyectos importantes.2011-07-19 El periodo legislativo del final del 2010 y el inicio de este año fue histórico. Varios de los proyectos más importantes para el país fueron sancionados a la vista de personajes influyentes en el mundo.

La Ley de Víctimas salió adelante a pesar de las trabas y de las posiciones radicales de funcionarios y ex mandatarios. Esta iniciativa abre una puerta legal a la superación del conflicto armado y constituye una iniciativa extraordinaria en la consecución de la paz.

El estatuto anticorrupción, un proyecto que llena de mecanismos a las instituciones para luchar contra ese flagelo, que desde hace años afecta al país, también fue aprobado. El fin de la puerta giratoria, el castigo a la doble militancia y la negativa a anticipos para licitaciones son algunos de los recursos con los que ahora cuenta el Estado para castigar a los corruptos.

Como estos, varios proyectos fueron sancionados, lo que no implica que el periodo que comienza este miércoles, no sea importante para el Congreso. Sin duda esta legislatura estará marcada por tintes polémicos y por el ausentismo en las curules, dado que es una época electoral.

Anuncios

**Los proyectos a discutir **

Sin duda esta legislatura estará marcada por varios puntos más allá de la dinámica política y legislativa.

Muchos de los proyectos que deben salir adelante o hundirse contienen gran significado moral. El primero de ellos, y probablemente el más polémico, es el acto legislativo a través del cual se pretende prohibir la práctica del aborto en Colombia, incluso en los tres casos ya amparados por la Constitución.

Juan Manuel Corzo, presidente del Senado para este año, es partidario de esta idea, y por supuesto lo es también gran parte de la bancada conservadora. Mientras que los defensores de derechos humanos y la mayoría de la opinión pública están en desacuerdo con la propuesta. El debate respecto a la iniciativa calentará más de una silla en esta legislatura.

Otro de los temas álgidos para el año que comienza es el del referendo que pretende condenar a cadena perpetua a los violadores de menores. El proyecto bandera de la senadora Gilma Jiménez tiene acogida en el Congreso, pero hay quienes cuestionan la eficacia de la medida frente a los costos carcelarios y la necesidad de disuadir a los violadores.

La ley estatutaria de la mujer, la de juventudes y la ley de igualdad de oportunidades para las comunidades afro descendientes también involucran debates polémicos por razones morales e ideológicas y por las eventuales cuotas que significan las “minorías” en el Congreso.

**La reforma a la justicia**

Después de años de propuestas incumplidas y promesas deshechas respecto al tema de la reforma a la justicia, parece que en este periodo se llevarán grandes adelantos al respecto y probablemente se sancionará la ley.

El gran debate no será al interior del Congreso, sino que se dará con las Altas Cortes, quienes difieren en varios puntos de la reforma y hasta han diseñado su propio texto de la iniciativa.

El tema de la tutela frente a sentencias judiciales es probablemente el que más ha dado debate. El uso de este mecanismo constitucional ha sido de gran ayuda para los ciudadanos, pero la Corte Suprema de Justicia, el Consejo de Estado y el Consejo Superior de la Judicatura creen que este recurso no se debe usar en estas situaciones.

La eliminación del Consejo Superior de la judicatura y la eventual reforma de la Comisión de Acusaciones de la Cámara de Representantes también generan polémica y la facultad de notarios, abogados y conciliadores de tener funciones judiciales y evacuar procesos para descongestionar la rama no deja de ser notorio.

El panorama supone un gran reto para los presidentes Juan Manuel Corzo, de Senado, y Simón Gaviria, de Cámara. Al nivel de las discusiones y a la organización interna del congreso se suman, además las investigaciones de la procuraduría por contrataciones al parecer irregulares. Nuevo año legislativo con más de un reto para superar.