“La Viuda Blanca”, posible autora de masacre en Kenia

Entre el grupo islamita abatido durante la recuperación del centro comercial africano, habría una mujer británica de 29 años quien, según agencias de seguridad internacionales, pudo haber liderado el ataque en el que murieron 72 personas esta semana. La historia de la misteriosa mujer le ha dado la vuelta al mundo.

Se trata de Samantha Lewthwaite, una londinense vista por última vez dos meses después de la muerte de su esposo jamaiquino Jermaine Lindsay, implicado en uno de los  mayores ataques de Al Qaeda en Londres el 7 de julio del 2005. En aquella ocasión, organismos de seguridad la vieron en compañía de sus dos hijos horas antes de que su esposo detonara una mochila llena de explosivos en un centro urbano de Londres.

 

Anuncios

Hija de un soldado británico, Lewthwaite condenó horrorizada en ese momento las atrocidades ocurridas en la capital inglesa a mano de su esposo, a quien describió como  “un marido bueno y cariñosopero no dio ninguna señal de ir a cometer este crimen atroz”.

 

A la edad de 15 años, la británica se hizo musulmana y adoptó el nombre árabe de Sherafiyah. A los 17 conoció en un foro de internet a Lindsay y años después se convirtieron al islam.

 

Sus amigos la describían como una persona alegre y con una adolescencia normal en Aylesbury,  noroeste de Londres. “Era una joven británica media- no era muy segura “, explicó Raj Khan, un concejal que conocía a la familia.  

 

En el 2012  se conocio que la “viuda Blanca”, nombrada así por organismos internacionales, se encontraba recorriendo África con pasaporte falso y  su último movimiento registrado fue el 26 de diciembre de 2011, cuando con el nombre de Natalie Faye cruzó la frontera desde Kenia  hacia Tanzania.

 

Fuentes keniatas aseguran que en este país era donde más se le buscaba debido a un atentado que perpetró junto a su otro esposo británico Jermaine Grant, en la ciudad de Mombasa contra turistas ingleses.

 

“Samantha Lewthwaite es el principal objetivo, tituló  una fuente policial keniata al Daily Mirror. “Hay indicios de que Lewthwaite tiene la capacidad e influencia dentro de Al Shabab para encabezar semejante atrocidad”, señala otra fuente policial.

 

Bajo esta premisa se maneja la posibilidad de que “la viuda blanca” era miembro del movimiento de Al Shabab. Las autoridades keniatas aseguran haber encontrado el cuerpo de “una mujer de tez blanca, ojos claros, armada y occidental”, rasgos similares al físico de Samantha

 

Testigos añaden que vieron una mujer vistiendo una burka y dando órdenes a los milicianos del movimiento somalí. Desde Londres están al tanto de la supuesta participación de una británica en la masacre de Nairobi.

 

“Seguimos en estrecho contacto con las autoridades keniatas y apoyando su investigación del ataque”, declaró un vocero del gobierno.