Golpe a golpe por la Presidencia

En medio de un nuevo debate presidencial, Santos y Zuluaga continuaron defendiendo su ideario de país a capa y espada. En esta ocasión, el candidato del uribismo estuvo en una posición más ofensiva, que en algunos momentos se pudo percibir con ligeros tonos de beligerancia. Aunque el actual mandatario le pidió calma, también estuvo contagiado y lanzó palabras fuertes a su contendor.

Nuevamente la paz y las Fuerzas Militares sirvieron de detonante para un nuevo round por la Presidencia de la República. Cada candidato se recordó las grandes falencias en temas económicos, de vivienda y salud. A su vez, Santos continuó con su ofensiva de recordar cifras negativas de Zuluaga mientras estuvo en el Ministerio de Hacienda durante el periodo de Álvaro Uribe Vélez.

El inicio del debate presidencial estuvo enmarcado por la pregunta de por qué se debe votar por un nuevo periodo de Juan Manuel Santos. “Queremos cambiar la cultura del todo vale, del atajo, a una cultura de un país unido, incluyente, donde la prosperidad se reparta por igual para todo el mundo”.

Luego de su respuesta, y previo a un reclamo de Zuluaga, Santos le recordó al candidato del uribismo las acciones positivas que durante su gobierno se realizaron en contra de las Farc: “El doctor Óscar Iván se equivoca. Nosotros dimos de baja a ‘Alfonso Cano’, al ‘Mono Jojoy’ y la confianza inversionista está en el punto más alta”.

Ya entrando en los temas a debatir, el primero que el moderador, Roberto Pombo, lanzó en el set fue la paz. Santos enfiló su discurso, como la viene haciendo en los anteriores debates, en mostrar las diferencias que hay entre él y Óscar Iván Zuluaga. “La paz que el doctor Oscar Iván Zuluaga quiere es la paz que se negoció con los paramilitares, que fue una paz en donde a los victimarios los perdonaron y, cuando comenzaron a decir la verdad, los extraditaron”. En seguida, Zuluaga anotó que es amigo de las negociaciones de paz, pero insistió en que esta debe estar construida sobre una base de justicia y sin impunidad.

Entre ‘ires y venires’ respecto al proceso de La Habana, el mandatario desmintió a las afirmaciones del candidato del Centro Democrático en relación a la posibilidad de ver a ‘Timochenko’ en el Congreso: “Deje de decir mentiras (…) Deje de decir que queremos una paz con impunidad. Eso no es cierto porque no puede haber impunidad”.

Sobre economía, Santos señaló que Zuluaga tiene una óptica de lo que debe ser el país en lo social y cree en un modelo económico donde los ricos son los que tienen gabelas tributarias y los pobres son excluidos.

Con la misma estrategia de calmar los ánimos y sacar las cifras de sus primeros cuatro años, el presidente-candidato destacó los logros alcanzados y ratificó los compromisos de inversión para un futuro segundo gobierno en sectores como el agro. “Si queremos ser un país más justo y social, se debe invertir más en el campo”.

Las Fuerzas Armadas se han convertido en un tema polémico en estas elecciones. Juan Manuel Santos desmintió las acusaciones de una supuesta desmotivación de los militares y aprovechó para afirmar que pasan por el mejor momento de su historia, están dando los mejores resultados y ven el futuro con mucho optimismo. “La paz es la victoria para los soldados”. Por su parte, Zuluaga abanderó al sector como “la gloria máxima” y aseveró que a ellos hay que rendirles tributo y admiración.

Para finalizar, el moderador dio unos minutos para que cada candidato expresara las consideraciones finales, el cual utilizó para recordar, según Santos, las grandes diferencias que tiene sobre su contendor: “Yo creo que los colombianos pudieron percibir una diferencia de fondo en este debate. Un candidato que no respeta las diferencias, un candidato agresivo, un candidato que con argumentos bastante débiles se viene lanza en ristre con quien quiere controvertir. Un candidato que prefiere esa cultura del miedo, que quiere la guerra porque no reconoce el conflicto. Un candidato que no está sintonizado con las clases populares, ni con la pobreza, ni con la desigualdad que hay en este país”.


‘Zuluaga versión dos, picante y agresivo’

Con un tono directo y sin lugar a dudas retador, el candidato del Centro Democrático calentó los ánimos del debate presidencial a tal punto que el presidente-candidato Juan Manuel Santos le pidió calmarse, pues en encuentros anteriores su conducta fue más sesuda y esta vez estuvo a la ofensiva.

Óscar Iván Zuluaga es conocido por mantener un proceder calmado. En su mayoría se le ve hablando con serenidad, fluidez y tranquilidad. De hecho, Carolina Villegas, dirigente de la campaña del Centro Democrático en Bogotá, le dijo a Confidencial Colombia que estaba sorprendida del inmutable sello que caracteriza al aspirante, porque “en situaciones de mucha presión siempre se conserva tranquilo (…) nunca le he visto soltar un solo grito”.

En los primeros debates presidenciales mantuvo esa misma directriz, por supuesto con altas y bajas dependiendo del calibre del tema, pero durante el encuentro realizado para la segunda vuelta, transmitido por City Tv, El Tiempo Televisión y La W, se le vio más ‘fiero’ de lo normal

En efecto, después del primer corte comercial del debate, cuando se discutían los temas de la paz, la economía y el agro, (puntos álgidos y con marcadas diferencias entre uno y otro) la corporalidad y el discurso del candidato uribista subió tanto de tono que logró sorprender a su homólogo contendor.

Con frases como: “no me haga señalamientos así mal intencionados. Eso no me la voy a pasar hoy” o “me imagino el desespero en el que anda (Santos). No me pudo ganar en la primera vuelta”, Zuluaga mostró una faceta diferente y la justificó diciendo que en debates anteriores se le había portado bien al jefe de Estado ante señalamientos como: “usted le aprendió mañas a su jefe, el expresidente Álvaro Uribe Vélez”. (Algo así como: ‘esta vez no le soporto y tampoco le paso ni una’).

Los candidatos se reprocharon anuncios intercambiados en otras ocasiones y pretendieron distanciar aún más las diferencias que en el pasado los unieron. Por ejemplo, cuando se efectuó el traspaso del Ministerio de hacienda a manos de Zuluaga, este reveló que Santos lo llamó para felicitarlo por el grado de inversión del cual fue artífice. Tiempo después lo invitó a ser parte de su administración.

“Para que me invitó a participar de su gobierno. Usted se acomoda a las encuestas (…) su gobierno es uno mediático, que no le dice la verdad al país, por eso los colombianos no le creen”, le dijo Óscar Iván a Juan Manuel, quien en respuesta aseguró sentirse sorprendido por la actitud “agresiva” de su homólogo.

“Cálmese un poco”, le decía… “el Óscar Iván versión dos es muy agresivo”, insistió. Zuluaga respondió aclarando que estaba calmado, pero era notable la ofensiva de su discurso y concluyó sin estrechar manos. Sin embargo, hubo lugar para la presentación de ideas y de cara la segunda vuelta el candidato asegura que será el vencedor.

Esneyder Negrete - @esnegrete

Comunicador Social – Periodista egresado del Politécnico Grancolombiano de Bogotá, escribo sobre política, Derechos Humanos, conflicto armado, entre otros temas. Llevo cinco años vinculado a Confidencial Colombia.

Login

Welcome! Login in to your account

Remember me Perdiste tu contraseña?

Lost Password