Florencia sin gobierno

Ni la alcaldesa se salvó de ser capturada por la Policía debido a hechos de corrupción. Entre los detenidos figuran 11 concejales y dos administrativos.

Anuncios

No es la primera vez que las autoridades tienen en la mira a María Susana Portela, alcaldesa de Florencia, Caquetá. En febrero del año pasado fue llamada a responder por tres delitos: peculado por apropiación en favor de terceros, celebración de contratos sin requisitos legales y prevaricato por omisión… todos vinculados a un proyecto para la construcción de 79 viviendas de interés social.

 

Por esos días también se produjo la detención de Gustavo Ortega Castro, secretario de Gobierno de la capital de Caquetá y se procedió a determinar si era factible una medida de aseguramiento.

 

Aunque la jueza de control de garantías que dirigió la audiencia dejó a los dos funcionarios en libertad al considerar que no se encontraron méritos para dictarles medida de aseguramiento, los mismos quedaron vinculados al proceso que adelanta la Fiscalía General.

 

Hoy Portela enfrenta un nuevo llamado ante la justicia pues se encontraron irregularidades en la contratación que aprobó un cupo de endeudamiento para la ciudad por 20.000 millones de pesos.

 

En el operativo organizado por la Dijin, respaldado por la base investigativa de la Fiscalía, se produjo la captura de la alcaldesa, su esposo, dos secretarios de la administración y 11 concejales. El hecho deja en limbo en la administración distrital de Florencia y abre la puerta para una oleada de investigaciones en el departamento.