En manos de Santos propuesta jurídica para la Paz

Una primera aproximación a lo que podría ser un nuevo marco jurídico para buscar la paz quedó en manos del presidente Juan Manuel Santos, a través de un documento presentado por la Comisión de Paz del Senado.2011-08-11 La propuesta, resultado de cuatro mesas temáticas de trabajo conformadas a raíz del foro “Legislar para la Paz”, busca dotar al gobierno de herramientas constitucionales y legales para la paz.

El texto puesto a consideración de Santos, se fundamenta en que la normatividad vigente no es suficiente para permitir ni un proceso de paz definitivo, ni un proceso de desmovilización de grupos ilegales.

El documento, argumenta que ** “hay limitaciones en la legislación nacional, y en razón al bloque de constitucionalidad en las normas internacionales y en la jurisprudencia, convenciones e instituciones internacionales, en las obligaciones derivadas del sistema interamericano de DDHH y de la ONU, y además en los propios estándares nacionales de justicia, que hacen que hoy resulte imposible un escenario jurídico para la paz. Hay que construir un nuevo marco”.**

La propuesta incluye instrumentos legales para facilitar una desmovilización de los miembros de los grupos armados ilegales, aún sin que el gobierno esté adelantando diálogos o acercamientos con dichos grupos. Aspecto diferente a la reforma que plantea la Ley de Justicia y Paz que buscará agilizar el proceso judicial.

Anuncios

La propuesta de tipo constitucional contenida en el documento entregado a Santos, incluye aspectos como el **de un carácter diferencial en el tipo de responsabilidad de comandantes y miembros rasos de los grupos armados al margen de la ley. **

** También contempla la figura de la amnistía condicionada para los delitos que permitan su aplicación,** y que no contraríen los estándares internacionales, y permitiría implementar mecanismos que acepten interpretaciones no jurisdiccionales de la verdad, la justicia y la reparación, que puedan ser materializadas con comisiones de la verdad y mecanismos de sanción y reparación simbólica.

Deja abierta la posibilidad de estudiar la conveniencia jurídico – política de extender beneficios ** en materia de derechos políticos ** a quienes sean responsables por el delito de “pertenencia a grupos armados ilegales”.

En el aspecto legal contempla dos escenarios como lo son una reforma a la Ley de Justicia y Paz para el presente, en atención a los avances y a la crisis de los procesos actuales y, una nueva ley de justicia y paz para el futuro, posterior a la aprobación del acto legislativo que enmarque nuevas condiciones que no son posibles ahora, pero que podrían serlo posterior a la reforma constitucional propuesta.

** El nuevo marco jurídico propuesto incluye para su validación un “elemento legitimador popular”,** que, según el senador Roy Barreras podría ser una consulta popular para refrendar lo aprobado.