Notice: Trying to access array offset on value of type bool in /data/confidencialcolombia.com/wp-content/plugins/all-in-one-seo-pack/admin/aioseop_module_class.php on line 1725

El significado oculto de los lunares blancos del vestido de Kate Middleton

Imposible que se trate de una coincidencia. En 1982 Diana de Gales eligió un vestido azul turquesa con lunares blancos para mostrar a su hijo William al mundo.

31 años después, la que habría sido su nuera, Kate Middleton, ha salido a la puerta del hospital a enseñar a su retoño vestida con un modelo de corte imperio de Jenny Packham en azul con lunares blancos. La similitud entre ambas imágenes es tan grande que la prensa británica aventura un claro homenaje a una de las personas a las que más feliz habría hecho esta noticia, la abuela de la criatura. Pero no es el único detalle que recuerda a la desaparecida madre del futuro rey. Kate llevaba en el anular izquierdo el anillo de zafiros con el que su actual marido le pidió la mano y que, curiosamente, también perteneció a Lady Di.

 

Anuncios

En ligero crepe de China, el vestido de la británica Packham, que acaba de cumplir 25 años en la industria de la moda, daba esa sensación de “voy monísima pero de andar por casa” que se completaba con unas plataformas informales de J.K. Bennett, otra de las firmas fetiche de la duquesa. Pero lo más lujoso de todo el conjunto (dejando aparte el anillo, por supuesto) era la envidiable y brillante melena de Kate, perfectamente peinada por su peluquera Amanda Cook Tucker, que se presentó en el hospital a las tres de la tarde para luchar contra el encrespamiento y el pelo post parto armada con su cepillo de Mason Pearson y sus arsenal de productos de styling. Eso sí, los medios ingleses aprovecharon para señalar que las raíces del pelo se le veían a Kate un poco más oscuras de lo habitual, “lo que demuestra que su envidiable castaño cobrizo es de bote”, señala Lillie Pithers en The Telegraph.

 

Cook Tucker se hizo famosa cuando acompañó a Middleton a su tour por el lejano Oriente y fue capaz de conseguir que el cabello de Middleton luciera absolutamente perfecto a pesar de las altísimas condiciones de humedad de Singapur. Como bien saben todas las mujeres que han dado a luz, seguro que Cook tiene ante sí retos similares en un futuro cercano.

 

 

 

Tomado de Vanitatis.