"Dictador brutal que oprimió a su propio pueblo": Trump sobre Fidel

Esas fueron las palabras que usó el presidente electo de Estados Unidos después de su concreto trino de 21 caracteres con el que se refirió a la muerte del líder de la Revolución Cubana. 

Después de que Donald Trump escribió “Fidel está muerto”, el magnate envió un comunicado de prensa donde se refiere duramente a la muerte de Fidel Castro.

 

Anuncios

“Hoy el mundo es testigo del deceso de un dictador brutal que oprimió a su propio pueblo por casi seis décadas (..) las tragedias, muertes y dolor provocados por Fidel Castro no pueden ser borrados”.

 

El mensaje de Mike Pence, el vicepresidente electo de Norte América, fue igual de contundente al de Trump.

El tirano Castro está muerto. Amanece una nueva esperanza. Acompañaremos al pueblo oprimido de Cuba hacia una Cuba libre y democrática. Viva Cuba Libre!”.

 

El actual presidente Barack Obama también se refirió a la noticia y a su intento de los últimos años por mejorar la situación con Cuba. 

 

“Durante mi presidencia, hemos trabajado duro para dejar atrás el pasado, tendiendo hacia un futuro donde las relaciones entre ambos países sean definidas no por nuestras diferencias sino por lo que compartimos como vecinos y amigos; relaciones familiares, cultura, comercio y humanidad común (…) Este compromiso incluye la contribución de los cubano-estadounidenses, que tanto hicieron por nuestro país y que recuerdan profundamente a sus seres queridos en Cuba”.

 

La Casa Blanca emitió sus condolencias al país vecino y a la familia Castro con un tono conciliador.

 

“Hoy enviamos nuestras condolencias a la familia de Fidel Castro, nuestros pensamientos y nuestras plegarias están con el pueblo cubano (…) En los próximos días recordarán el pasado y mirarán hacia el futuro. Al hacerlo, el pueblo cubano sabe que tiene un amigo y un socio en los Estados Unidos de América”

 

Donald Trump sobre Cuba:

A principios de noviembre, Donald Trump prometió en Miami que si ganaba la presidencia su gobierno se “solidarizaría abierta y fuertemente con los opositores a los regímenes de Cuba y Venezuela”, cancelando el actual acuerdo con la isla y cambiando radicalmente la política actual del presidente Barack Obama que pretende mejorar la relación con La Habana y no criticar severamente al gobierno de Nicolás Maduro en Caracas.

 

 

Tampoco se quedó atrás comentando la visita de Barack Obama a la isla.

 

 

En otras épocas, Donald Trump habló frente a la Fundación Nacional Cubano Americana, en donde dijo estar a favor del embargo y en contra de hacer cualquier tipo de negocio en Cuba hasta que los Castro dejaran el poder.