Alerta roja en Ataco

El alcalde del municipio de Ataco (Tolima), José  Antonio Jiménez, luego de las denuncias hechas por la Defensoría del Pueblo  sobre amenazas y violaciones a los derechos humanos de líderes comunales  y comerciantes, habló con Confidencial  Colombia  acerca de la situación que está viviendo el municipio en materia de conflicto armado.

Anuncios

“El desplazamiento de campesinos  y  líderes  de la comunidad  continúa. Aquí  lo que hay es una doble moral por parte de la subversión. Por un lado esgrimen anhelos de paz en Cuba y  por otro lado atentan, presionan y crean caos en las  regiones  como en el  sur del Tolima”, así  narra el Alcalde municipal de Ataco la situación que actualmente viven los atacunos.

 

Uno de los atentados que recientemente vivió el municipio fue  contra la casa del alcalde  en donde salieron ilesos sus hijos  y esposa.  Los  daños materiales, según Jiménez, superan  los 14 millones de pesos. Estos hechos se  los atribuyen  a la columna  móvil  ‘Teófilo  Forero’ y ‘Manuelita Sáenz’ de las Farc.

 

Las amenazas fluctúan entre desplazamientos y “llamadas  extorsivas” (exigiendo dinero) a 36 presidentes de juntas de  acción comunal  y a comerciantes de la región.

 

Pero no solo guerrilleros de estas dos columnas estarían detrás de las violaciones a los derechos humanos de la  comunidad.  Jiménez  dice  que hay  bandas  delincuenciales  que  trabajan para las  Farc. Asimismo, señala que también hay otras que aprovechando la avalancha de amenazas que en los últimos  meses se han presentado en el municipio, se han organizado para delinquir. 

 

Otra de las afirmaciones que hizo el mandatario local es que además de estas bandas, también estarían detrás de estás  intimidaciones “grupos  políticos que quieren desestabilizar la región para que les fortalezcan sus estrategias políticas”.

 

El Alcalde es enfático en decir que su posición frente a grupos al margen  de la ley es neutral. Igualmente señala que  durante  su  gobierno  ha  promovido un proyecto que contempla el tema de la paz, razón por la cual no ve por qué  últimamente ha  recibido amenazas  en su contra.

 

Según la Defensoría del  Pueblo, en el informe de riesgo 028-14, en lo que va corrido del año el Alcalde municipal “ha recibido  más  de 20 llamadas extorsivas”. Funcionarios  públicos  de  la  administración se vieron  obligados a abandonar sus  propiedades  por la sentencia  de  muerte  que  en su contra lanzaron presuntos  miembros de un grupo delincuencial  conocido  como “Los Churucos”, el  cual  estaría involucrado en una serie de homicidios  selectivos  ocurridos entre diciembre  de 2013 y enero de  2014”. 

 

Finalmente, la Defensoría emitió 13 recomendaciones a ocho autoridades nacionales y regionales para mitigar acciones que vulneren los derechos humanos del departamento.