Notice: Trying to access array offset on value of type bool in /data/confidencialcolombia.com/wp-content/plugins/all-in-one-seo-pack/admin/aioseop_module_class.php on line 1725

¡A romper las reglas!

Una pequeña rebelión a tiempo es, a veces, una victoria absoluta. Y no siempre las viejas reglas funcionan. Por eso mostramos cinco formas de ir contracorriente de las reglas estrictas de la moda.

LAS BAJITAS NO PUEDEN LLEVAR FALDAS POR DEBAJO DE LA RODILLA.

 

Anuncios

Esas temidas faldas midi que tan sofisticadas resultan y que tanto miedo provocan, sobre todo si no se llega al metro ‘sesentaycinco’, ya no son un problema. La solución esta en buscar una falda  que caiga justo debajo de la rodilla, no mucho más allá y que sea de talle alto ajustada a la cintura.

 

También es importante elegir un top corto en la parte superior, de esos que enseñan el ombligo para permitir que la cintura se luzca. Y por supuesto, añadir unos buenos tacones para parecer más alta.

 

LOS COLLARES NO SE LLEVAN SOBRE LA CAMISA

 


 

Y mucho menos si es de cuadros… Sobre los accesorios hay infinitas reglas, por ejemplo, que siempre hay que eliminar uno de los complementos que se lleva antes de salir de casa. Pues bien, Jessica Alba rompe casi todas ellas, y sin embargo, el resultado es 100% fashion.

 

Para quienes se atreven a imitarla, hay que fijarse en la armonía de los colores entre la blusa y el collar. Si se  prefiere empezar por algo más sencillo, es preferible probar cómo se ven los colares en una camisa blanca. Y si no, Jessica es un ejemplo a seguir: camisa de cuadros, collar maxi, gorro de lana, gafas de sol, pendientes… ¿Quién da más?

 

EL AZUL Y EL NEGRO NO SE PUEDEN MEZCLAR

 

 

No sólo se pueden, si no que se DEBEN mezclar. A Karolina Kurkova le sienta de maravilla romper una de las reglas sagradas de la combinación de colores y sabe cómo. Ya sea en versión azul marino+negro o en azul eléctrico+negro donde la nueva pareja fashion funciona.

 

NUNCA VESTIR EN DENIM DE LOS PIES A LA CABEZA.

 

 

Mentira y bien grande. Y si no, que se lo digan a Alessandra Ambrosio y su espectacular aunque sobrio estilismo en el que tuvo en cuenta varios detalles. El primero, que ambas prendas deben tener una gama de azul diferente entre sí, nunca el mismo tono. Por ejemplo, la camisa debe ser un tono o dos más claros que el jean, o al revés. Y combinarlos con accesorios que destaquen respecto al azul, por ejemplo en camel, como hace la top brasileña.

 

LOS ESTAMPADOS NO SE DEBEN COMBINAR

 

 

Esto era así hasta que llegó Olivia Palermo. Porque las pasarelas llevan años intentando quitarnos de la cabeza que ESO no se puede hacer. ¿Cómo? Procurar que tengan la misma tonalidad y que uno de ellos sea el principal protagonista y centre la mayor parte de la atención. Y accesorios los justos y mejor en tonos neutros.