Se filtran detalles del nuevo teléfono de Samsung a un mes de su presentación oficial

Un día después de que Samsung haya mandado las invitaciones para confirmar que la presentación de su próximo modelo de gama alta, el Galaxy S9, será el 25 de febrero en el MWC de Barcelona, ha sido filtrado cómo será el aspecto final de los teléfonos.

El popular filtrador de información Evan Blass, ha desvelado en Venture Beat cómo será el aspecto final que tendrán los dos nuevos modelos más avanzados de la compañía surcoreana.

 

Como viene siendo habitual el teléfono llegará en dos versiones, Galaxy S9 y Galaxy S9+ con unas pantallas de 5.8 y 6.2 pulgadas, respectivamente. A diferencia de los modelos anteriores, la pantalla curvada de los modelos de este año no será tan pronunciada como en el Galaxy S8, sino que recuerda más al Pixel 2 XL de Google o al V30 de LG, eso sí, Samsung seguirá apostando por montar paneles Super AMOLED.

 

En la invitación Samsung ha puesto el acento en que la cámara será “reimaginada” y precisamente el aspecto fotográfico será uno de los puntos fuertes del nuevo terminal. Se espera que la cámara sea capaz de grabar vídeos en súper cámara lenta y tendrá una lente con apertura variable (oscilando entre f/1.5 y f/2.4), que mejorará en el modelo superior con una segunda cámara de 12 megapíxeles para lograr el enfecto desenfoque en retratos y un zoom x2 sin pérdida de calidad.

 

La diferencia entre ambos modelos también estará en la RAM, ya que se estima que el más pequeño se quedará anclado en los 4 GB de RAM mientras que el S9+ subirá hasta los 6 GB de RAM. Eso sí, ambos montarán Snapdragon 845 de Qualcomm para los teléfonos de Estados Unidos y China, mientras que el resto de versiones montarán el propio chip de Samsung, el Exynos 9810.