Gobierno crea visado para que ex guerrilleros en el exterior puedan volver al país

El Ministerio de Exteriores de Colombia emitió en las últimas horas un decreto en el que establece los requisitos y el procedimiento para que los más de 80 miembros de la extinta guerrilla de las FARC que se encuentran en el extranjero puedan regresar al país con el llamado ‘visado Tanja’.

 

El ‘visado Tanja’, bautizado así por el miembro más conocido de las FARC fuera de Colombia, la guerrillera de Países Bajos Tanja Nijmeijer, es un Visado de Residente Especial de Paz que ampara al ex combatiente, a su pareja permanente y a los hijos menores de 25 años.

 

La Cancillería ha indicado que se concederá solamente “al extranjero ex miembro de las FARC” que se haya adherido al acuerdo de paz firmado el año pasado por el Gobierno y el grupo armado y que, en consecuencia, se haya desmovilizado y dejado las armas, es decir, “que haya hecho tránsito hacia la legalidad”, según informa Caracol Radio.

 

Esto quedará acreditado a través del certificado que la Oficina del Alto Comisionado para la Paz de Colombia está expidiendo a todos los antiguos integrantes de las FARC tras comprobar caso por caso que respetan lo pactado en los textos de La Habana.

 

El principal objetivo, ha señalado el Ministerio de Exteriores, es que los ex guerrilleros que estén fuera de Colombia vuelvan para “que contribuyan a la satisfacción del derecho de las víctimas en el marco del Sistema Integral de Verdad, Justicia, Reparación y no Repetición y demás compromisos pactados”.

 

Las autoridades colombianas podrán revocar el ‘visado Tanja’ si el beneficiario se desmarca del acuerdo de paz o incumple cualquiera de las obligaciones impuestas por el Sistema Integral, en cuyo caso tendrá un mes para abandonar el país.

 

También será revocado si el ex guerrillero ha cometido algún delito desde el 1 de diciembre de 2016, fecha de cierre del acuerdo de paz –por su ratificación en el Congreso– y, por ende, de la justicia transicional. Entonces, se enfrentará a un proceso judicial ordinario para extranjeros.

La OEA amplía su misión en Colombia hasta 2021 para supervisar el postconflicto

En las últimas horas se amplió la Misión de Apoyo al Proceso de Paz en Colombia de la Organización de los Estados Americanos (MAPP/OEA) hasta finales de 2021 para supervisar la situación en las regiones más afectadas por el conflicto armado.

 

La prórroga de la misión ha tenido lugar mediante la firma por parte de la ministra de Exteriores, María Ángela Holguín, y el jefe de la MAPP/OEA, Roberto Menéndez, del “séptimo protocolo adicional” del convenio establecido entre las autoridades colombianas y la Secretaría General de la OEA para “el acompañamiento al proceso de paz” en el país, según ha indicado la organización en un comunicado.

 

Holguín agredeció así el compromiso de la misión para construir la paz en el país de cara a los próximos cuatro años y ha destacado el trabajo de la organización durante los últimos cuatro años.

 

El acuerdo permite a la MAPP/OEA continuar realizando tareas relacionadas con la supervisión de los territorios más afectados por el conflicto armado para identificar los desafíos y amenazas a los que se enfrenta la consolidación de la paz y dotar al Estado de análisis y recomendaciones.

 

Menéndez ha asegurado que dará un especial énfasis al tema de los cultivos ilícitos y la protección de los líderes sociales y de los campesinos que viven en peligro en el país. “Con esta nueva firma vamos a continuar haciendo esta tarea que venimos realizando, vamos a seguir priorizando nuestras actividades en aquellos temas que constituyen verdaderos desafíos para la paz”, señaló.

 

La canciller, María Ángela Holguín, confirmó que la ampliación del mandato de la MAPP/OEA responde al interés del Gobierno de sumar todos los apoyos posiblesal compromiso “con la implementación de los acuerdos y con el abordaje de los fenómenos que ponen en riesgo la gran apuesta de Colombia por la paz”.

 

Las labores de supervisión de la misión se llevarán a cabo de forma directa “en más de 400 centros poblados de 127 municipios y 15 departamentos, con énfasis en zonas rurales, áreas remotas, Consejos Comunitarios, Resguardos y Cabildos indígenas. Para hacerlo, la Misión dispone de 16 oficinas permanentes y un equipo móvil que realiza misiones especiales a lo largo del país”.