De la Calle le apuesta a coalición progresista que defienda la sociedad liberal

En diálogo con nuestro director Marcial Muñoz y nuestro periodista, Esneyder Negrete, el candidato presidencial del Partido Liberal, Humberto de la Calle, dejó entrever algunas propuestas de gobierno que pondría en marcha en caso de llegar a ser elegido como el sucesor de Juan Manuel Santos en mayo de 2018.

 

El ex jefe de la delegación de paz del Gobierno en los diálogos con las Farc se muestra optimista ante los resultados de las recientes encuestas que lo ubican dentro los primeros lugares en la carrera presidencial; sin embargo, es consciente que las mediciones son un reflejo del momento político y en mayo ese resultado puede variar en las urnas. ´

Asimismo, De la Calle deja claro que no es el heredero de Santos como lo quieren hacer ver sus contradictores, insiste en que su gobierno tendrá sello propio y no titubea para decir que no cree en la visión que plantea el Centro Democrático, Cambio Radical y las Farc. “Hay que buscar una coalición progresista que no permita atentados contra la sociedad tolerante y liberal”, manifiesta el candidato liberal.

 

En cuanto a su programa de Gobierno, De la Calle manifiesta que se encuentra ultimando detalles para presentarle sus propuestas al país, no obstante, adelanta que trabajará por devolverle el papel de la Policía que por cuenta del conflicto estuvo encaminada a hacer tareas de índole militar. Asimismo, devela que en materia tributaria planteará un reducción de impuestos para las grandes empresas; sin embargo, aclara que eliminará varias exenciones contempladas actualmente para esos capitales.

Finalmente, el candidato presidencial del Partido Liberal no duda que una victoria de su contendor del Centro Democrático representa una amenaza para el Acuerdo de Paz que él ayudó a construir y que puso fin al conflicto armado con las Farc.

 

Además, revela detalles poco conocidos en torno a la mesa de conversaciones que adelantó el Gobierno de Juan Manuel Santos con la otrora guerrilla más vieja del continente. Humberto de la Calle afirma que es responsable de lo que se firmó con las Farc y no duda que tiene un lugar perentorio en la historia por el papel que desempeño como jefe de la delegación de Paz del Gobierno en Cuba.