Libro sobre Trump opaca el boom de su esperada reforma fiscal

El presidente Donald Trump empezó 2018 con impulso: el recorte masivo de impuestos que firmó justo después de Navidad, que esperaba, daría a sus prioridades legislativas un empuje a principios de este nuevo año.

Pero toda esa energía se desvaneció después de la publicación de extractos de un libro explosivo que detalla la disfunción, las puñaladas por la espalda y el caos en su Casa Blanca y la posterior ruptura de Trump con su ex jefe de estrategia, Steve Bannon.

 

El distanciamiento entre los dos se profundizó el jueves cuando el principal apoyo financiero de Bannon, Rebekah Mercer, cortó lazos con él después de que ella y Trump hablaran por teléfono con anterioridad ese mismo día, según dos personas familiarizadas con la llamada.

 

“Lo que es sorprendente es que ahora está por escrito y, Steve Bannon empuñaba el cuchillo, y en una etapa así de temprana de la presidencia”, dijo el representante Charlie Dent, un republicano elegido congresista en siete ocasiones que no busca la reelección en su competitivo escaño por Pensilvania. “Parece que las personas que rodean al presidente no sienten una lealtad especial hacia él y el presidente no es especialmente leal con ellos”.

 

El jueves por la noche, Trump lanzó un tuiteo diciendo que el libro “Fire and Fury”, de Michael Wolff, estaba “lleno de mentiras, tergiversaciones y fuentes que no existen”. Añadió que no había dado a Wolff “ningún acceso a la Casa Blanca (de hecho, lo rechazó muchas veces)”.

 

Wolff dijo el viernes en NBC que habló con Trump durante la campaña y después de su toma de posesión. “Con independencia de que se diera cuenta o no de que era una entrevista, las conversaciones no fueron extraoficiales”, dijo Wolff.

 

Este giro pone en peligro una nueva etapa de la agenda de Trump que la Casa Blanca esperaba que incluyera una reforma de los programas de asistencia social, una iniciativa masiva en infraestructura y la construcción de su muro fronterizo. Su posición se encuentra debilitada justo en un monumento en que va a iniciar conversaciones con los líderes demócratas sobre el gasto del gobierno para el resto del año fiscal.

 

El presidente y sus principales colaboradores estuvieron en la cresta de la ola al final de 2017. Además de la legislación tributaria, disfrutó de sólidos indicadores económicos y de la sensación de que su segundo jefe de gabinete, John Kelly, había impuesto finalmente algo de disciplina en el Ala Oeste.

 

“Fire And Fury”

 

Esa confianza quedó destruida después de que las organizaciones de noticias obtuvieran copias del libro de Michael Wolff “Fire And Fury” esta semana. El libro, que según un tuiteo de Wolff será publicado el viernes, antes de lo previsto, cuenta anécdotas realistas que representan a Trump como paranoico, inepto e ignorante y a sus ayudantes como egoístas, oportunistas y escépticos sobre la capacidad de su jefe para gobernar e incluso su idoneidad para el cargo.

 

La editorial de Wolff, Henry Holt and Company, dijo en un comunicado que un abogado de Trump había enviado una carta de cese y desistimiento en la que se exigía que detuviera la distribución del libro. “Vemos ‘Fire And Fury’ como una contribución extraordinaria a nuestro discurso nacional, y estamos siguiendo adelante con la publicación del libro“, dijo Patricia Eisemann, una portavoz de la editorial.

 

Las acciones del presidente en las horas anteriores y posteriores a la publicación de los extractos del libro el miércoles complicaron más la situación.