Internacional, Lo + Confidencial

Trump y Kim Jong-un firman un “amplio acuerdo” por la paz y la desnuclearización

La histórica cumbre entre el presidente de Estados Unidos, Donald Trump, y el líder de Corea del Norte, Kim Jong Un, ha concluido con la firma de un “amplio acuerdo” en el que ambos mandatarios se han comprometido a restablecer las relaciones, trabajar por la paz y conseguir la desnuclearización completa de Corea.

“Estamos firmando un documento muy importante, uno bastante amplio”, ha indicado Trump ante los periodistas, según ha informado la cadena de televisión CNN. El dirigente estadounidense aseguraba que dará más detalles en la rueda de prensa prevista para las 16:00 de la tarde (hora local).

Kim, por su parte, ha dado las gracias a Trump por hacer posible el encuentro. “Hemos tenido una cumbre histórica y vamos a firmar un documento histórico”, ha manifestado Kim. “El mundo será testigo de un gran cambio”, ha afirmado.

La declaración

El presidente de Estados Unidos de América, Donald Trump, y el presidente de la Comisión de Asuntos Estatales de la República Democrática Popular de Corea del Norte, Kim Jong Un, han mantenido una primera e histórica cumbre en Singapur el 12 de junio de 2018.

El presidente Trump y el presidente Kim Jong Un han mantenido un intercambio de opiniones sincero, amplio y en profundidad sobre temas relacionados con el establecimiento de unas nuevas relaciones entre Estados Unidos y la República Democrática Popular de Corea y con la construcción de un régimen de paz sólido y duradero en la península de Corea. El presidente Trump se ha comprometido a dar garantías de seguridad a la República Democrática Popular de Corea y el presidente Kim Jong Un ha reafirmado su compromiso firme e inamovible para la completa desnuclearización de la península de Corea.

Convencidos de que el establecimiento de unas nuevas relaciones entre Estados Unidos y Corea del Norte contribuirán a la paz y a la prosperidad y la paz de la península de Corea y del mundo y de que el reconocimiento de que la promoción de la confianza mutua puede promover la desnuclearización de la península de Corea, el presidente Trump y el presidente Kim Jong Un declaran lo siguiente:

1. Estados Unidos y la República Democrática Popular de Corea se comprometen a establecer unas nuevas relaciones entre Estados Unidos y la República Democrática Popular de Corea de acuerdo con el deseo de paz y de prosperidad de los pueblos de los dos países.

2. Estados Unidos y la República Democrática Popular de Corea sumarán sus esfuerzos para construir un régimen de paz duradera y estable en la península de Corea.

3. Reafirmando la Declaración de Panmunjon del 27 de abril de 2018, la República Democrática Popular de Corea se compromete a trabajar hacia la completa desnuclearización de la península de Corea.

4. Estados Unidos y la República Democrática Popular de Corea se comprometen a recuperar los restos de los prisioneros de guerra y los desaparecidos en combate, incluida la repatriación inmediata de aquellos ya identificados.

Reconociendo que la cumbre entre Estados Unidos y la República Democrática Popular de Corea -la primera en la historia- es un evento histórico de gran importancia y que supera décadas de tensiones y hostilidades entre los dos países y para la llegada de un nuevo futuro, el presidente Trump y el presidente Kim Jong Un se comprometen a cumplir las estipulaciones de esta declaración conjunta por completo y sin demora.

Estados Unidos y la República Democrática Popular de Corea se comprometen a un seguimiento de las negociaciones liderado por el secretario de Estado de Estados Unidos, Mike Pompeo, y por un alto cargo importante de la República Democrática Popular de Corea en la fecha más próxima posible, para aplicar los resultados de la cumbre entre Estados Unidos y la República Popular Democrática de Corea.

El presidente de Estados Unidos, Donald Trump, y el presidente de la Comisión de Asuntos Estatales de la República Democrática Popular de Corea, Kim Jong Un, se han comprometido a cooperar para el desarrollo de unas nuevas relaciones entre Estados Unidos y la República Democrática Popular de Corea y para la promoción de la paz, la prosperidad y la seguridad de la península coreana y del mundo”.

Un “vínculo muy especial”

Tras asegurar que los dos mandatarios han decidido “dejar atrás el pasado”, Trump ha afirmado que ha forjado con Kim “un vínculo muy especial” y que a partir de ahora la relación entre Estados Unidos y Corea del Norte va a ser muy distinta.

“La gente va a estar muy impresionada y va a estar muy contenta. Vamos a encargarnos de un problema muy peligroso para el mundo”, ha explicado el presidente estadounidense. Ante la pregunta de si invitará a Kim a la Casa Blanca, Trump ha respondido con un escueto “por supuesto que lo haré”. El presidente estadounidense ha asegurado que Kim es “muy inteligente” y un negociador “muy duro” y “muy respetable”. 

Durante un paseo por los jardines del hotel de Singapur en el que se celebra la cumbre, Trump ha dicho que la reunión ha ido “mejor de lo que cualquiera hubiera esperado”. Kim ha permanecido callado mientras Trump hablaba junto a él en la mesa frente a la prensa pero minutos antes ha señalado que su reunión ha sido “un buen preludio para la paz”, según Reuters.

Un alto cargo del Gobierno estadounidense ha indicado a la CNN que el texto del acuerdo busca “reconocer los avances registrados durante la cumbre y dejar constancia del compromiso de las partes a seguir trabajando en la misma línea”.

Poco después de la firma, Trump ha asegurado que el proceso de desnuclearización comenzará “muy, muy pronto” y ha hecho hincapié en que el líder norcoreano es un “hombre con mucho talento que quiere mucho a su país”.

Previous ArticleNext Article

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *