Lo + Confidencial

Santos defiende su legado en el lanzamiento de su libro sobre el Proceso de Paz

Juan-Manuel-Santos-Libro

El ex presidente Juan Manuel Santos (2010-2018) aseguró este martes desde Madrid que el proceso de paz “sigue siendo irreversible”, pese a la intención del actual mandatario, Iván Duque, de enmendar un dispositivo clave del histórico acuerdo con las FARC.

El ex dirigente presentó en la capital española su libro “La batalla por la paz”, publicado por Ediciones Península -un sello de Planeta-, y a la venta desde este martes en España y Colombia.

Ante la prensa, Santos se mostró seguro en cuanto a la solidez del proceso de paz firmado bajo su presidencia con la guerrilla marxista de las FARC, convertida ahora en partido político.

Y ello pese a la batalla política que ha abierto el presidente Duque, con su voluntad de reformar un aspecto clave del acuerdo: el sistema de Jurisdicción Especial para la Paz (JEP), que juzga los crímenes más graves y que él considera indulgente con los ex guerrilleros.

“El presidente Duque está obligado por la Constitución a cumplir los acuerdos“, enfatizó Santos, mostrándose seguro de que “la Corte Constitucional estará pendiente de que ningún paso que se da irá en contra de los acuerdos” de paz de 2016.

“Este proceso sigue siendo irreversible”, añadió el ex dirigente, premio Nobel de la Paz en 2016. “Este acuerdo se hizo para beneficiar a los colombianos, no a las FARC”, insistió.

En su volumen, que presentará en la Feria del Libro de Bogotá el 1 de mayo, Juan Manuel Santos detalla las difíciles relaciones con el ex presidente ecuatoriano Rafael Correa y con el venezolano Hugo Chávez, al que reconoce no obstante como “un aliado leal del proceso de paz”.

El ex presidente habla también in extenso de la furibunda oposición de su predecesor Álvaro Uribe (2002-2010) al acuerdo de paz, diciéndose asombrado por “su nivel de pugnacidad y descalificación”.

Según revela en el libro, el encuentro celebrado en el Vaticano entre ellos dos y el papa Francisco en diciembre de 2016 fue finalmente “un fracaso” en el acercamiento a Uribe, del que fue ministro, y con el que la relación sigue rota.

Con Uribe “yo hice muchos esfuerzos para tender puentes; no consideraba que ni a él ni a mí ni al país le convenía una situación tan polarizante, tan agria. Nunca tuve respuesta”, lamentó Santos este martes en la presentación en Madrid.

Con información de EFE, publicado por nuestro aliado ElEconomistaAmerica.com

Previous ArticleNext Article