Lo + Confidencial

Cónsul español se fugó tras protagonizar accidente en vía de Antioquia donde murió un motociclista

El cónsul general de España en Bogotá, Sergio Krsnik Castelló, protagonizó el pasado 17 de diciembre un accidente automovilístico en la vía Doradal – Bogotá. En el siniestro murió un motociclista y el diplomático que se dio a la fuga fue capturado por la Policía a 8 kilometros de distancia del lugar, según reporta el Diario El Mundo de España en un artículo que reconstruye el caso.

De acuerdo con la publicación, los hechos, que habían permanecido silenciados hasta ahora, ocurrieron sobre las 4:30 de la tarde del domingo 17 de diciembre de 2017, cuando el cónsul se dirigía hacia Bogotá  en una camioneta Hyunday Santa Fe de color gris propiedad del cuerpo diplomático español acreditado en Colombia.

“Al parecer, el siniestro tuvo lugar cuando el cónsul se dispuso a realizar un adelantamiento y al instante lo abortó. De resultas de esta maniobra, un motociclista impactó en la parte trasera izquierda del vehículo perdiendo la vida”, señala la publicación de El Mundo.

Asimismo, el medio relata que a pesar del impacto el diplomático se fue inmediatamente del lugar del siniestro. Cuando la Policía lo interceptó, el cónsul manifestó desconocer por qué lo estaban identificando. Se le comunicó el motivo, contestó que la marca de color rojo que llevaba en el coche era de un golpe previo y fue trasladado a la estación de Policía Doradal con el fin de tomarle declaración. Una vez cumplido el trámite, llegó al Consulado, en el corazón de la ciudad, ocultó el coche en el garaje y ordenó a un miembro del personal administrativo que quitara las marcas del impacto, pero la seguridad del consulado se negó a permitir la salida del vehículo del recinto.

Según El Mundo, el del pasado 17 de diciembre no es el primer incidente que tiene Krsnik en Bogotá. Fuentes consulares consultadas recuerdan un altercado en el aeropuerto El Dorado, toda vez que le pidieron abrir la maleta (no la valija) y el diplomático se negó. A causa de aquello, el cónsul hizo una queja contra los agentes de la Policía colombiana a espaldas de la Embajada, lo que provocó un “considerable malestar” entre el cuerpo diplomático español.

Además, el medio cita fuentes que describen al diplomático como “autoritario”, “desconfiado”  y “excéntrico”- con los principales consejeros del actual embajador de España en Colombia, Pablo Gómez de Olea.

“Los trabajadores de la limpieza tienen una queja mucho más prosaica: el dogo del cónsul campa a sus anchas por las dependencias del Consulado y no es extraño tener que recoger sus excrementos en cualquier parte”, apunta la publicación.

Aficionado a los caballos y al golf, el cónsul general dispone de dos coches a su disposición, uno de ellos blindado que apenas utiliza. Con el otro -matrícula M ES 003, en el que suele llevar a su perro- fue con el que tuvo el accidente y se dio a la fuga.

La Oficina de Información Diplomática (OID), dependiente del Ministerio de Asuntos Exteriores de España confirmó el accidente ocurrido.

“Tanto la Embajada como el Consulado de España en Bogotá están colaborando con las autoridades colombianas, siempre desde el escrupuloso respeto a las autoridades judiciales locales y a las convenciones de Viena aplicables al caso”, señalaron fuentes de la OID a este periódico.

La fuentes se referían a la convención de relaciones diplomáticas (1963) y a la de relaciones consulares (1961), donde se establecen las diferentes inmunidades que podrían aplicarse a este caso.

El diplomático se encuentra acreditado en el país desde septiembre de 2015, tal como lo señala esta publicación en Twitter de la Embajada de España en Colombia.

Previous ArticleNext Article

Leave a Reply

Your email address will not be published. Required fields are marked *