Internacional

Canadá enfrenta escasez de marihuana tras aprobación de su uso recreativo

La oferta de marihuana legal en Canadá solo cubrirá entre el 30 y el 60% de la demanda después de la legalización, lo que mantendrá activo el mercado negro y reducirá la recaudación de impuestos esperada por el gobierno, según revela un nuevo estudio.

La oferta de cannabis alcanzará unas 210 toneladas en el primer año después de que Canadá legalice la marihuana este mes, según un estudio que será publicado esta semana por investigadores de la Universidad de Waterloo y el C.D. Howe Institute y al que la agencia Bloomberg ha tenido acceso. La demanda de este tipo de marihuana ascenderá a unas 610 toneladas.

“No habrá suficiente oferta legal, especialmente durante el primer semestre del año posterior a la legalización, principalmente debido a la escasa producción de de agricultores con licencia”, aseguran en su informe Anindya Sen de la Universidad de Waterloo y Rosalie Wyonch del C.D. Howe Institute con sede en Toronto.

Los productores de marihuana han estado haciendo grandes esfuerzos para aumentar el suministro en medio de una lenta implementación de las regulaciones de los gobiernos provinciales, que coordinarán las ventas minoristas cuando se legalice el consumo el 17 de octubre. Mientras tanto, los canadienses probablemente no abandonarán tan rápidamente a sus distribuidores ilegales, que seguirán siendo necesarias para muchos consumidores que no encontrará el producto en el mercado legal.

Los investigadores han advertido que estimar la oferta ha sido todo un desafío, para lo cual han utilizado datos sobre el mercado médico de la agencia de salud de Canadá, incluida la producción, el inventario y las ventas, junto con estimaciones de los tiempos de crecimiento, las licencias y la capacidad para proyectar la oferta de uso recreativo. Para la demanda, los analistas incorporaron estimaciones del gobierno federal y tomaron en consideración las experiencias en los estados de Washington y Colorado en Estados Unidos, donde la marihuana es legal.

Usando un precio de 9 dólares canadienses (6.96 dólares de Estados Unidos o unos 6 euros en la divisa única) por gramo, cerca del precio objetivo del gobierno federal de 10 dólares canadienses, los gobiernos perderían alrededor de 774 millones de dólares canadienses en ingresos por impuestos al consumo y ventas, y los impuestos provinciales, debido al déficit de oferta, según han calculado los investigadores.

Por ahora, el gobierno federal ha estimado que recaudaría aproximadamente 220 millones de dólares canadienses anuales para 2022-2023 a partir de los impuestos sobre la marihuana legal.

Los autores sugieren que para aumentar la oferta legal, Health Canada podría agilizar aún más el proceso de solicitud y aprobación de licencias de producción y venta, y legalizar en un corto plazo los productos comestibles de cannabis y otros derivados, para alejar a los consumidores del mercado negro.

Previous ArticleNext Article

Leave a Reply

Your email address will not be published. Required fields are marked *