“Se está leyendo, pero se está leyendo mal”

Por: Confidencial Colombia | Agosto 22, 2014

ULIBRO es un proyecto cultural de la Universidad Autónoma de Bucaramanga (UNAB) que responde al propósito de la Institución de contribuir al desarrollo de la región, promover la cultura y el hábito de la lectura. Su programación cultural y académica se constituye en el eje de la Feria y ofrece atractivos especiales para el público general, la familia, la comunidad universitaria y la comunicad educativa de básica primaria y media. Incluye conferencias, encuentro con autores, presentaciones artísticas, ciclo de cine y literatura, poesía, talleres para niños y jóvenes, concursos, entre otras actividades.

En 2014, la decimosegunda versión de la Feria del Libro de Bucaramanga, Ulibro 2014, manteniendo la fecha tradicional y dentro del circuito de ferias que cuentan con el respaldo de la Cámara Colombiana del Libro, se realizará del 25 al 30 de agosto.

 

Ulibro 2014 tendrá como temática central "Escrituras contemporáneas", una forma de narrativa que integra el juego del lenguaje, el tiempo colectivo y la vida cotidiana; expresándose a través de la literatura, la música, el cine, el teatro, la cuentería, entre otros.

 

Como novedad este año se realizará un panel sobre "Literatura Zombie", con los escritores Miguel Ángel Manrique y Fernando Gómez, y las presentaciones de sus libros "Ellas se están comiendo al gato" y "Muérdeme suavemente".

 

"Estamos trabajando en un Ulibro 2014 con grandes novedades, con invitados de lujo, con temáticas nuevas, con propuestas innovadoras, todo con el propósito de promover la lectura, porque consideramos que es fundamental para el desarrollo del ser humano", aseguró la directora de Ulibro, Karen Patricia Vásquez.

 

Entrevista con Karen Vásquez

 

Confidencial Colombia: En sus palabras, ¿qué es Ulibro?

Karen Vásquez: Es un proyecto cultural que organiza la Universidad Autónoma de Bucaramanga desde hace 12 años.

 

C.C: Realizar un evento durante doce años tiene sus retos, ¿cuáles es el mayor desafío al que se han enfrentado?

K.V: Esto empezó siendo una feria de poetas muy pequñita, empezamos con cerca de tres mil visitantes y muy poquitos expositores, hoy en día tenemos más de 35.000 visitantes, así que cada año el reto es irnos superando.

C.C: ¿Cómo se hace la curaduría de los artistas que se presentarán?

K.V: La feria tiene un comité con el que miramos qué se está produciendo en temas literarios, además nos apoyamos mucho de las casas editoriales, quienes nos dicen: “este año van a publicar tales y tales libros, sobre tales temas” y nosotros miramos si son pertinentes para la feria.

 

C.C: ¿Cómo ha sido la recepción del público?

K.V: Ha sido favorable, además ha ido en crecimiento, no es que sea un hábito constante para el público, pero la universidad está empeñada en que sea cada vez más la gente que lee. Entonces hemos trato de darle variedad a la feria, incluyendo temáticas diferente a la literatura para adultos.

 

C.C: Se habla que los colombianos no leen o leen muy poco ¿A qué cree que se deba esto?

K.V: El año pasado tuvimos esta discusión, ya que el tema de la feria era ‘digital’, entonces la gente decía: “Los colombianos incluso están leyendo más, lo que pasa es que están leyendo cosas mal escritas”, entonces sí, la gente lee más porque está leyendo por el whatsapp, por el twitter, por el facebook, pero son cosas a las que no le sacan mayor provecho y además muchas veces están escritos con mala ortografía y mal redactados. Se está leyendo, pero se está leyendo mal.

También creo que desde los colegios se está leyendo mal, usted sale a vacaciones y le dicen: “al regreso me traen el resumen de un libro” –que seguramente no les gusta-, entonces entramos con los niños a obligarlos a leer algo que no es de su gusto y, de una vez le vamos generando rechazo. Desde la universidad estamos trabajando en un proyecto que se llama LEA para llevar a los colegios lecturas que a los chicos les guste.

 

C.C: Precisamente toca usted el tema universitario ¿Cómo están los jóvenes en competencias lectoras?

K.V: Realmente no están llegando en un buen nivel, están llegando en un nivel de comprensión lectora deficiente, y yo creo que esto  es una tendencia general. A veces los niños creen que porque van a estudiar una ingeniería no van a leer, y cuando llegan a la universidad se dan cuenta que no saben ni leer un problema y la lectura es tan básica que si usted no sabe leer un problema no lo va a poder resolver.

 

C.C: Regresando al tema de la feria, ¿qué importancia tiene descentralizar este tipo de eventos?

K.V: La importancia es precisamente esa, darle a la gente de las regiones las opciones que vean a sus escritores de preferencia, que vena opciones de libros. Por ejemplo, en Bucaramanga si bien hay muchas librerías, las editoriales independientes no tienen mucha representación, entonces hay muy buenos títulos que se quedan en la capital, así que desde la feria nosotros abrimos las opciones para que las editoriales independientes también lleven sus escritores y promovamos así otros textos.

 

C.C: Hablemos de precios, ¿qué tan económicos son los libros en la feria?

K.V: La feria está abierta al público gratuitamente, lo que genera en sí, una reducción de costos, pero adicionalmente este año tenemos una opción que se llama trueque literario.

 

C.C: ¿Los libros digitales están afectando el mercado de los libros ‘fisicos’?

K.V: Para los adultos todavía es más fácil y sienten más cómodo el libro físico, que pueden rayar, resaltar y hacerle las anotaciones, porque a veces se “quedan cortos con la tecnología”, mientras que a los jóvenes sí les queda mucho más fácil descargar sus libros.

 

C.C: En estos años de feria, ¿ustedes han detectado algún tema que se ‘lea’ más que otro?

K.V: No, el año pasado por ejemplo el libro que se vendió y se agotó fue el libro de Piedad Bonnet, ‘Lo que no tiene nombre’, no sé si es por la temática o por la sensibilidad de la escritora, pero esos son los libros que más se están leyendo. Este año por los invitados, presumo que se va a tener muy buena venta en los de Santiago Roncagliolo; Pena Máxima, y en los de Coetzee

 

C.C: ¿La gente lee más escritores colombianos o escritores internacionales?

K.V: La verdad no existe esa diferencia, la gente lee los libros por temática o por su profesión. Lo que nosotros sí queremos y sí es un componente muy importante, es que en la feria haya talento nacional y regional para mover precisamente la industria colombiana. 


Tags

Comentarios