¿Macri contra las cuerdas?

Por: Confidencial Colombia - @confidencialcol | Abril 29, 2016

Las centrales obreras exigen medidas concretas al Gobierno de Mauricio Macri; dados los despidos, la inflación y el impuesto a las Ganancias.

La estrategia del presidente de Argentina, Mauricio Macri, en la que aplica los ajustes más duros en los primeros meses de su mandato, ha desesperado a los sindicatos y a buena parte de la oposición, que han unido fuerzas este viernes en una multitudinaria concentración en el centro de Buenos Aires, en contra de las reformas del Gobierno conservador.

 

El fuerte movimiento sindical en Argentina protesta por dichas medidas que han causado devaluación, despidos, aumentos desmesurados de las tarifas domésticas e inflación desbocada. Macri, cuya popularidad va cuesta abajo desde hace un mes, se enfrenta a una situación inédita: la unidad de todas las centrales sindicales contra sus medidas. La Confederación General del Trabajo (CGT), que agrupa al mayor número de gremios, está dividida en tres vertientes desde hace tiempo y ahora busca su unificación para ganar peso en la negociación laboral con la Casa Rosada. A la manifestación de este viernes han concurrido también las dos corrientes de la Central de Trabajadores de la Argentina (CTA).

 

Todo un frente sindical que ha enviado un aviso para navegantes al Gobierno de tecnócratas y empresarios adinerados que lleva las riendas del país desde diciembre pasado, cuando la coalición centroderechista Cambiemos llegó al poder poniendo fin a 12 años de Gobiernos kirchneristas.La jornada de protesta en Buenos Aires, en la que los sindicatos han conmemorado por adelantado el Día del Trabajo, se ha desarrollado sin incidentes. Disciplinadas, las columnas de trabajadores de los distintos gremios que han apoyado la convocatoria han confluido en el monumento 'Canto al Trabajo' del Paseo Colón de la capital argentina, no muy lejos de la Casa Rosada.

 

La marcha, en la que han participado decenas de miles de personas, ha contado también con el respaldo del Partido Justicialista (PJ, peronistas), movimientos sociales kirchneristas y los partidos de extrema izquierda. Un conglomerado de fuerzas que antes de la llegada de Macri al poder eran totalmente antagónicas.El documento consensuado por todas las centrales sindicales ha puesto el eje del reclamo en los despidos registrados en en los últimos meses. Según el Centro de Economía Política Argentina (CEPA), desde comienzos del año han perdido su trabajo unas 140.000 personas, principalmente en el sector privado.

 

"La unidad nos da la fuerza, la seguridad, la cohesión. J.D. Perón", reza una de las pancartas en las protestas. Las siglas de los mayores gremios del país rodean el escenario. Junto a la CGT, el rostro de Juan Perón; junto a la CTA, Evita.

 

El Gobierno reconoce haber despedido a unos 11.000 empleados públicos, una cifra que los sindicatos elevan a más de 30.000 personas. Las aguas se enturbiaron aún más tras el proyecto de ley contra los despidos presentado hace unos días por la oposición y que ya tuvo luz verde en el Senado. Si la Cámara de Diputados lo aprueba en los próximos días, Macri obtendrá su primera gran derrota legislativa. El proyecto, impulsado por los sindicatos y el kirchnerismo, contempla la prohibición de realizar despidos durante seis meses.


Comentarios