Ahorrar también es una tarea de niños

Por: Confidencial Colombia | Octubre 29, 2015

Enseñar a los niños a ahorrar no solo es un buen hábito para su futuro, también les ayudará a programar sus metas y a reconocer el valor de las cosas.

En Colombia menos del 1 por ciento de los niños recibe educación financiera en su colegio y según el DANE y Asobancaria, el 6 por ciento de los menores de edad tiene una cuenta de ahorros en el país. Sin embargo, estudios de Washington University demuestran que ahorrar contribuye al desarrollo de los pequeños y mejora sus conductas sociales y emocionales.

 

En una sociedad tan consumista como la de hoy es normal que los padres quieran dar a sus hijos todo lo que les piden, pero es precisamente de ellos la tarea de enseñar a sus hijos a ser financieramente responsables.

 

Si bien el dinero no es responsabilidad de los niños y los problemas financieros del hogar deben ser ajenos a ellos, enseñarles el valor de las cosas desde pequeños les servirá para un futuro. “Debutar en el sistema financiero a temprana edad, con la educación adecuada, es clave para erradicar el problema de sobreendeudamiento", comenta Claudia Chávez, Gerente de Resuelve tu Deuda en Colombia.

 

Aquí algunos consejos:

 

Mesada semanal: deles una suma de dinero semanal que alcance a cubrir su merienda y un poco más para que tengan la oportunidad de ahorrar una parte. Sus hijos se verán en la tarea de distribuir este dinero de tal forma que les alcance para toda una semana.

 

Enséñelos a priorizar y comparar: no se trata de satisfacer todos sus antojos. Al ir al supermercado o a una tienda debe explicarles con anterioridad la cantidad de dinero disponible y cuántos artículos podrán adquirir, esto les enseñará a comprar las cosas que realmente necesitan y entenderán que el dinero debe saberse distribuir. Demuéstreles cómo se comparan los precios, así aprenderán que si un producto es más caro no significa que sea mejor que otro, la cuestión está en elegir la mejor opción al mejor precio.

 

Fijar metas: si desean comprar algún juguete o videojuego, explíqueles cuánto deben ahorrar semanal o mensualmente para poder adquirirlo. Esta meta los motivará a ser responsables con su plan de ahorro, no gastarán en cosas innecesarias y aprenderán que es necesario esforzarse y sacrificar algunas cosas para lograr sus objetivos en menos tiempo.

 

Recompensas: ofrecerles pequeñas sumas de dinero por cumplir algunas tareas del hogar o animarlos cuando cumplan un objetivo, los motivará a continuar con un plan de ahorro a futuro.

 

Por otro lado, las entidades bancarias ofrecen planes de ahorro diseñados especialmente para niños y jóvenes que entre otros beneficios, les permite hacer uso de una tarjeta débito tal y como hacen los adultos. En cualquier caso, la planificación es clave en el proceso de enseñarle a los pequeños a manejar su dinero.

 

Recuerde que los niños asumen conductas que ven en sus padres y tratarán siempre de imitarlos, por lo tanto, ahorrar y hacer uso responsable del dinero es algo que ellos pueden aprender desde temprana edad, siempre y cuando vean estos hábitos en casa. Nunca es tarde para empezar a hacer esta tarea que les servirá a sus hijos cada minuto de su vida.


Comentarios