Paquete tributario sería catastrófico para la industria: Alumina

Por: Germán Enrique Núñez | Octubre 2, 2014

El anunciado proyecto de reforma tributaria ya levanta ampolla dentro de los analistas y el mismo sector real de la economía que lo ven como un enemigo en vista que castigará los capitales legítimos, los de la inclusión, el crecimiento y la generación de empleo. 

La situación es complicada para el aparato productivo que tiene que trasnochar con flagelos y coyunturas adicionales tales como el contrabando, los TLC y el dumping. Toda esa mixtura hace presentir un devenir complejo por los últimos anuncios del ejecutivo y por la realidad de los mercados que siguen golpeados por la competencia desleal, la oferta china y la falta de política industrial de estado. 

 

El gerente comercial del Grupo Alumina, Carlos Echeverri, le dijo a Confidencial Colombia que una reforma tributaria, tal y como se quiere presentar asusta y advirtió que el proyecto de ley que diligenciará el gobierno a instancias de las corporaciones legislativas le hará mucho daño a la industria nacional y precisó que la situación es tan apremiante que muchas empresas no podrán pagar el nivel tributario que exigirá el estado. 

 

“Yo creo que el gobierno, antes que presentar un cambio en el estatuto tributario, debería canalizar un monto importante de recursos que hay en la ilegalidad y que le ayudaría a compensar el faltante o el hueco fiscal estimado en 12 billones de pesos”, dijo el vocero de la empresa que participa en la XXX Feria Internacional de Bogotá. 

 

Echeverri manifestó que para evitar sacarle más plata al contribuyente que cumple y paga, el gobierno debe buscar a esos que no pagan, y que no son pocos. Consideró que el asunto es recaudar con eficiencia, atacar la evasión de impuestos y usar los dineros de las incautaciones para sumar en el frente fiscal.  

 

“Por fortuna el proyecto de reforma tributaria no está aprobado, quiera Dios que no se apruebe porque sería catastrófico para la industria nacional, sin dejar de precisar que esto promovería aún más la evasión de impuestos”, sentenció. 

 

Según estima el grupo, las medidas tributarias que se asoman más la compleja situación de contrabando y dumping ponen a la industria a tambalear porque algunas factorías pueden cambiar su esquema de negocios, pero a otros el asunto les resulta totalmente imposible y tendrán que salir del mercado, desafortunadamente con las debidas implicaciones en el frente laboral, menor recaudo y un caos que crecerá como bola de nieve. 

 

Alumina se consolida en medio de las vicisitudes 

 

Esta empresa con más de 50 años de historia, ha hecho todo lo posible por seguir adelante en medio de la competencia a la cual ve como una oportunidad de mercado porque pese a que siguen llegando empresas de grueso calibre, Alumina sigue en un proceso de transformación que la afianza como una reconocida multinacional tras salirse del commoditie del aluminio y entrar con un ambicioso portafolio de valor agregado. 

 

Echeverri manifestó que a la empresa la afecta el Dumping que se hace directamente de China, país que es muy fuerte y que le facilita mucho la actividad a los empresarios toda vez que les da capital de trabajo, les compensa las exportaciones y esa ayuda se convierte en un producto de bajo costo que inunda el mundo y a los países que no tienen ese mismo sistema económico y que por el contrario cuenta con poca participación estatal y elevados costos de producción. “Aunque el gobierno nos dio unas medidas antidumping, la verdad no hemos visto los efectos de dichas determinaciones”. 

 

Agregó que otro gran dolor de cabeza es el contrabando, especialmente el que viene de Venezuela por el tema cambiario que hace que los productos ingresen a precios muy por debajo de la franja internacional, haciendo literalmente imposible competir con el mercado ilegal y cediendo un terreno en mercado que resta crecimiento y que castiga la verticalidad de las empresas. 

 

Como si los líos fueran pocos, hay un problema, para nada de poca monta con la propiedad intelectual porque el desarrollo de productos es imitado por comerciantes inescrupulosos que venden plagio sin ningún tipo de control. El asunto es muy delicado porque las nuevas propuestas implican desarrollo tecnológico, inyección de capital, fomento y entrenamiento. El año anterior Alumina desarrolló 35 productos nuevos, este año va por el orden de los 45 y la meta es cerrar con 50 en 2014. “Me parece que aún falta mucho en el tema de protección a la industria en lo atinente al tema intelectual, pero hay oportunidades y confiamos en los oficios de la nueva Ministra de Comercio, Industria y Turismo”. 

 

Sobre los acuerdos de libre comercio, apuntó que estos hacen repensar la industria a tiempo que hacen revaluar la manera como la industria debe atender al mercado. “Si el país fuera más proteccionista, estaríamos en una posición muy privilegiada, pero todo esto nos ha obligado a desarrollar estrategias y modelos de negocio diferentes que nos ayuden a sortear toda la competencia generada”. 

 

Actualmente Colombia consume en promedio 50.000 toneladas de aluminio al año, pero la preocupación de Alumina y de los transformadores de esta materia prima es que el precio ha venido subiendo preocupantemente por cuanto la tonelada se ubica en el mercado mundial a más de 2.000 dólares tal y como lo refleja el London Metal Exchange (LME), sin contar la prima de los comercializadores que llega a 550 dólares. Colombia importa aluminio de India, Estados Unidos, Europa, Rusia, Brasil y Venezuela. 

 

Bien la tasa de cambio 

 

El grupo Alumina dijo que los actuales niveles de tasa de cambio que superan los 2.000 pesos son muy convenientes porque ayudan en el ejercicio exportador y a la hora de participar en el mercado local toda vez que la empresa vende un producto terminado a los mercados internacionales. 

 

 

“El momento es bendito, pero aclarando que esos efectos los vemos tres meses después”, aseveró. 

 

Un grupo que da ejemplo 

 

Alumina decidió con éxito dedicarse a varios sectores de la economía y es así como su presencia en la construcción, la infraestructura y el desarrollo de diversas soluciones en aluminio la acreditan como de las mejores en el ramo. Su dinámica es tan grande que inclusive el cambio climático y todo lo concerniente al efecto invernadero la llevó al impulsar enmiendas bioclimáticas y líneas de control solar para varios subsectores económicos. 

 

La empresa le apuesta con mucho empeño a la fabricación de escaleras para lo cual se hizo una alianza con el mayor fabricante del mundo, de igual manera ofrece tubería en aluminio y lámina para la industria del transporte con un centro para carroceros. “Tenemos productos innovadores, ganadores, que no estaban en el mercado y que al consumidor le gustan porque hablamos de soluciones completas”. 

 

Esta empresa que tiene su centro de operaciones en Medellín con una importante planta y en Jumbo (Valle) ha traspasado fronteras y es así como hoy sus productos llegan a mercados como el de Ecuador, Estados Unidos, República Dominicana, Puerto Rico, Jamaica, Trinidad y Tobago así como en Guyana, para el capítulo Caribe, en Centroamérica la empresa llega con su portafolio a Panamá, Guatemala, El Salvador, Costa Rica y Honduras. En Sur América se fortalece Perú y se miran otros mercados de la región. “En Alumina estamos fabricando productos que les hace más fácil la vida a los clientes”. 

 

Sobre los tratados de libre comercio y puntualmente con el TLC en vigor con Estados Unidos, Echeverri explicó que la empresa aún no ha entrado tan fuerte en Estados Unidos, pero dijo que se trabaja con clientes americanos que hacen los desarrollos y que demandan las soluciones en aluminio. 

 

Aclaró que de manera preocupante Colombia tiene muchos TLC lo cual es una total dicotomía porque algunos ayudan, otros afectan y la sumatoria de tantos acuerdos puede traer saldos favorables o negativos, analizados desde la tribuna sectorial. 

 

Alumina genera más de mil empleos de manera directa y de manera indirecta un número considerable si se tiene en cuenta que los mil se pueden multiplicar por 100 o 200. Para este año la empresa confía en un crecimiento superior al diez por ciento. La empresa sigue con los planes de expansión en unidades de negocios, en mejoras de procesos productivos y en mayor presupuesto para diseño e innovación para seguir en el primer lugar y como vanguardista en la noble industria del aluminio. 


Tags

Comentarios